1 de diciembre de 2020
24 de agosto de 2006

El Estatuto de la Ciudadanía española en el exterior "blidará derechos" y posibilitará políticas integrales

El Gobierno dice que la colaboración con la Xunta es un "ejemplo" de la "suma de esfuerzos" entre CC.AA. y Estado en materia de emigración

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 24 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno central defiende la ejecución de políticas públicas integrales dirigidas a los residentes en el exterior y avanzar más alla de las actuaciones asistenciales. Así, asegura que el futuro Estatuto para españoles residentes en el exterior garantizará y blidará por ley los derechos de estas personas para que su ejercicio "no quede al albur de cambios políticos".

Así lo defendió hoy el director general de Emigración del Ministerio de Asuntos Sociales, Agustín Torres Herrero, en su intevención ante el pleno del VIII Consello das Comunidades Galegas, que se desarrolla hasta mañana en Santiago de Compostela.

Torres Herrero manifestó que el Estatuto de españoles del exterior, actualmente en trámite en el Congreso de los Diputados, "verá la luz antes de fin de año" y pasará a denominarse Estatuto de la Ciudadanía española en el exterior.

Apuntó que para fijar una política integral de emigración España se dotará del citado Estatuto que busca garantizar que los españoles residentes en el exterior son "ciudadanos de pleno derecho" y tengan garantizados sistemas que "dignifiquen" su derecho al voto, a las prestaciones sociales, a la educación y la cultura, así como el derecho a un retorno digno que esté vinculado con el empleo.

Apuntó que más de 1,5 españoles residen fuera del territorio nacional, "pero casi el 60% no son emigrantes, sino descendientes de españoles". Añadió que el Estatuto de la Ciudadanía española en el exterior pretende reflejar esta nueva realidad y reconocer derechos que actualmente están dispersos en varias normas y garantizarlos para que no estén "al albur de cambios políticos".

El representante del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales añadió que, además de los avances en la transparencia del derecho al voto, el Estatuto de la Ciudadanía española "consolidará legalmente el sistema de pensiones asistenciales", así como el derecho a la prestación de la salud. También recordó que la norma recoge creación de la Oficina Española del Retorno, que proporcionará las mayores facilidades y apoyo para que quienes quieran volver a España puedan hacerlo.

COLABORACIÓN CON CC.AA.

Torres declaró que en materia de políticas dirigidas a la emigración el Estado "no puede trabajar de espaldas ni en competencia con las comunidades autónomas". "Los españoles en el exterior piden que sumemos esfuerzos", afirmó, al tiempo que puso "como ejemplo" la colaboración que existe entre el Ejecutivo central y la Xunta de Galicia.

El director general de Emigración añadió que en los últimos dos años el Gobierno español mejoró las políticas de pensiones o ayudas asistenciales, de forma que el número de beneficiarios pasó de 30.000 a 50.000 personas.

También resalto el esfuerzo realizado en asistencia sanitaria, a través de modelos de colaboración con los paises de acogida y las comunidades de las que son originarios los emigrantes, como es el caso del modelo que se sigue en Venezuela; o llegando a acuerdos con gobiernos extranjeros para extender la asistencia sanitaria, como en Argentina. Junto a estas políticas, defendió afrontar acciones dirigidas a los jóvenes residentes en el exterior para aprovechar supotencia humano.