20 de noviembre de 2019
2 de julio de 2019

Jácome compara el Ayuntamiento con "un campo de minas jurídico" en el que "todos opinan y la mayoría se equivocan"

"Vacía" y "sin material" se encontró la Alcaldía el regidor en su primer día: "Tuvimos que ir a comprar 10 bolígrafos"

Jácome compara el Ayuntamiento con "un campo de minas jurídico" en el que "todos opinan y la mayoría se equivocan"
JácomeEUROPA PRESS

OURENSE, 2 Jul. (EUROPA PRESS) -

El alcalde de Ourense, Gonzalo Pérez Jácome, ha hecho este martes un balance de sus primeros quince días al frente del gobierno municipal. Una primera toma de contacto que, según ha explicado el regidor, ha estado marcado por "una guerra jurídica" en la que "un técnico municipal dice una cosa y otro la contraria".

En rueda de prensa, Jácome ha explicado que, por el momento, el nuevo equipo de gobierno municipal todavía está ocupado "apagando fuegos" originados por la corporación anterior. Precisamente, el "caos jurídico" que se vive en el Ayuntamiento se lo ha atribuido a "unas cadenas de mando rotas" en las que "a muchas personas se les dejó más mando del que pueden tener".

Ante esta situación, la solución para el nuevo alcalde pasaría por "hacer caso sólo a las personas claves en el Ayuntamiento" a la hora de tomar decisiones. Es decir, "al interventor, oficial mayor, secretario y asesor jurídico principal" que servirán "de brújula en las tinieblas", según ha señalado.

"Los profesionales se equivocan mucho en el Ayuntamiento de Ourense", este es el problema principal que ha observado Jácome a la hora de asesorarse en determinadas cuestiones importantes. "La gente es muy atrevida hablando" y "todo el mundo opina", ha agregado.

"UN PLAN DE CHOQUE INMEDIATO"

Con el objetivo de "sacar el Ayuntamiento adelante", el regidor ourensano se ha mostrado decidido a la hora de implantar "un plan de choque radical". El primer paso para llevarlo a cabo se espera que llegue mañana miércoles con "el primer organigrama del personal municipal de los últimos diez años", ha explicado Jácome.

"En el Ayuntamiento trabajan alrededor de 605 personas y en las concesionarias otros tantos, sin embargo no existe un organigrama acorde a la realidad", ha manifestado. Por este motivo, en sus primeras dos semanas al frente del Consistorio ha solicitado su elaboración para "conocer en qué departamentos sobra personal y en cuáles falta e implementar las bolsas de contratación".

"FALTA DE MATERIAL"

La situación encontrada en los primeros días ha sido "mucho peor de la esperada". Es más, a su llegada al Ayuntamiento el regidor ha dicho haberse encontrado únicamente con "un bedel" y "las ventanas abiertas".

Para ejemplarizar la falta de material ha explicado que tuvieron que ir a comprar "10 bolígrafos y 10 rotuladores" para comenzar a trabajar y que, incluso, ha tenido que "traerse su propio ordenador" porque sigue a la espera de que "los funcionarios se pongan de acuerdo" para comunicarle cuando será posible que adquirir uno.

"AYUNTAMIENTO A LA DERIVA"

A su vez, ha concretado que "cualquier otra administración parece la más avanzada del mundo al lado del Ayuntamiento de Ourense". En este contexto ha reflexionado sobre "la irregularidad que demuestra la práctica inexistencia de expedientes por negligencia a funcionarios".

"Por pura estadística, de entre 605 trabajadores tiene que haber gente que lo haga mal", ha incidido, antes de explicar la posibilidad de que se pierdan subvenciones solicitadas por el gobierno anterior por "la falta de informes que los responsables no han elaborado".

A este respecto, ha explicado que el pasado sábado han conseguido "salvar una subvención in extremis de medio millón de euros" que casi pierden "por la mala gestión" del grupo de gobierno anterior.

"LA SUBVENCIÓN DE LA PRAZA DE ABASTOS, PERDIDA"

En este sentido, el regidor ha explicado que su equipo se trasladará la próxima semana a Madrid para conocer el futuro de la subvención para la reforma de la Praza de Abastos que, de entrada, "está ya perdida".

"DO estando en la oposición ya hemos votado en contra porque sabíamos que suponía un riesgo tremendo aventurarse a hacer una obra tan grande con una subvención que está perdida desde hace años", ha señalado.

DEPENDENCIAS MUNICIPALES "NO FUNCIONALES"

Por otra parte, los primeros días al frente de la ciudad de Ourense le han servido a Gonzalo Pérez Jácome para comprobar de primera mano que "las dependencias del Ayuntamiento están totalmente desperdigadas" y "no son operativas funcionalmente".

En su momento se optó por repartir los diferentes edificios municipales por el Casco Histórico con el fin de revitalizarlo pero "no está sucediendo". "En total llegan a un centenar de locales y la mitad de ellos no tiene la ITE pasada, mientras que muchos están pagando alquileres muy por encima del precio de mercado", ha subrayado.

En este sentido, la solución para el nuevo regidor pasaría por "hacer una previsión de los edificios del ayuntamiento que se encuentran en la actualidad vacíos y que son susceptibles de tener un nuevo uso y dejar locales en los que se paga un alto alquiler con dinero público".

DÉFICIT DE POLICÍA LOCAL

También ha abordado durante su intervención el déficit de personal en la Policía Local de "aproximadamente 40 efectivos". "A partir del día 15 de julio, se incorporarán 9 nuevos agentes al cuerpo provenientes de la Academia. No obstante, sigue sin ser suficiente y se necesitaría en torno a un año y medio para alcanzar el número adecuado de personal", ha declarado.

Por este motivo, desde Democracia Ourensana han pensado en "convocar una Junta de Seguridad Ciudadana" con el fin de "solicitar que la Policía Nacional y la Autonómica asuman algunas de las tareas de la Policía Local para que puedan estar un poco más liberados para abordar temas propios", ha concretado.