1 de marzo de 2021
28 de enero de 2021

Siete años de cárcel para un vecino de Bergondo descubierto con casi 5 kilos de cocaína en el País Vasco

   SANTIAGO DE COMPOSTELA, 28 (EUROPA PRESS)

   La Audiencia Provincial de A Coruña ha condenado a siete años de cárcel y al pago de una multa de casi un millón de euros a un vecino del municipio coruñés de Bergondo que fue descubierto con casi cinco kilos de cocaína que se disponía a vender en el País Vasco a otra persona a la que los magistrados han impuesto una pena de otros seis años de cárcel.

   En su fallo, fechado a 26 de enero y contra el que cabe recurso de apelación, los magistrados declaran culpables a estos dos individuos de sendos delitos contra la salud pública por tráfico de drogas, al tiempo que absuelven a un tercero que estaba acusado de haber entregado los estupefacientes al vecino de Bergondo el día antes de que este se desplazase a Euskadi para cerrar la venta de la cocaína.

   El caso procede de febrero de 2019, cuando, según recoge la sentencia, el primer condenado condujo hasta Bilbao llevando en su vehículo casi 5 kilogramos de cocaína con una pureza de en torno al 75%. En la capital vizcaína había quedado con el segundo de los condenados, quien lo esperaba en una terraza.

   Ambos se montaron en el coche del primero para proceder al intercambio en otro lugar, pero fueron interceptados antes de que el coche se pusiera en marcha por agentes de la Guardia Civil. En la vivienda del comprador fue localizado un maletín con casi 120.000 euros que serían destinados a pagar por la droga que había llevado hasta Euskadi el vendedor, en cuyo domicilio de Bergondo se requisaron casi 500 gramos de heroína y 14 de cocaína.

   Además, los jueces consideran probado que el vecino de Bergondo realizaba con frecuencia este tipo de operaciones. Para ello empleaba hasta cinco vehículos diferentes, uno de los cuales (el que usó para ir al País Vasco) contaba con un habitáculo preparado para esconder los alijos.

   Asimismo, en otro registro realizado en un domicilio del vendedor, fueron decomisados varios lingotes de oro que, según figura en el fallo judicial, deberán ser devueltos. Con todo, los magistrados no consideran probado que el tercero de los procesados, residente en Vilanova de Arousa, hubiese sido la persona que entregó la cocaína que más tarde fue intervenida.

   De este modo, el vecino de Bergondo ha sido condenado a siete años de cárcel y una multa de 994.113 euros y el comprador a seis años de prisión y una multa de casi 865.000 euros.

Para leer más