12 de noviembre de 2019
26 de junio de 2019

Villares (En Marea) y sus diputados afines no acuden a la sesión de control al presidente de la Xunta en el Parlamento

Villares (En Marea) y sus diputados afines no acuden a la sesión de control al presidente de la Xunta en el Parlamento
Luís Villares, portavoz de En Marea, en la rueda de prensa posterior a la junta de portavoces del Parlamento de GaliciaEUROPA PRESS - ARCHIVO

SANTIAGO DE COMPOSTELA, 26 Jun. (EUROPA PRESS) -

El portavoz de En Marea, Luís Villares, y sus únicos tres diputados afines en el grupo del Parlamento de Galicia --Paula Vázquez Verao, Pancho Casal y Davide Rodríguez-- no han asistido a la sesión de control al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, celebrada este miércoles en la Cámara.

Como es habitual en cada pleno, los portavoces de la oposición protagonizan un debate junto al líder del Ejecutivo autonómico. Sin embargo, y a pesar de que el aún portavoz de En Marea había registrado su pregunta para Núñez Feijóo para el pleno de esta semana, finalmente ha sido retirada del orden del día.

La ausencia de Villares y sus tres diputados afines, que anunciaron la semana pasada que pasarán al Grupo Mixto, ha supuesto la escenificación en el hemiciclo de la ruptura del Grupo Parlamentario de En Marea. Sin embargo, ya se encontraba dividido 'de facto' desde hace tiempo entre los próximos al portavoz y el sector crítico, integrado por los miembros de Podemos, Esquerda Unida y Anova.

Estos últimos, que ostentan la mayoría del grupo en la Cámara --10 de 14 parlamentarios--, sí han asistido a la sesión de control al presidente de la Xunta, pero sin portavoz que participase en el debate con Feijóo.

No sería hasta casi tres horas después, en el momento de la votación de las proposiciones no de ley, cuando Villares y Vázquez Verao han entrado en el hemiciclo. En ese momento, el todavía portavoz del Grupo de En Marea ha protagonizado un breve saludo con su compañero de mesa, Antón Sánchez (Anova). Por su parte, el escaño de Davide Rodríguez, también afín a Villares, ha permanecido vacío.

PROCESO DE RUPTURA

La ruptura definitiva del grupo comenzó a fraguarse la pasada semana, después de que el sector crítico del Grupo de En Marea, con el impulso de los cinco diputados miembros de Podemos Galicia, acordasen realizar una votación para elegir al senador por designación autonómico que les correspondía como segunda fuerza en la Cámara gallega.

Este proceso fue desacreditado por la dirección del partido instrumental, en la que solo participan afines a Villares, y también por este último y sus apoyos en el grupo, que desecharon participar en la votación y mantenían a Mariló Candedo como su candidata para el Senado.

El exconcejal en A Coruña José Manuel Sande se convirtió en la propuesta del sector crítico con nueve votos a favor de un total de diez diputados --los cuatro de la dirección del partido no participaron-- y, finalmente, fue designado senador en el pleno de este martes.

Estas discrepancias entre los parlamentarios de En Marea han terminado por romper el grupo. El pasado jueves, día antes de que se registrase formalmente la candidatura de Sande, el portavoz, Luís Villares, junto con Pancho Casal, Paula Vázquez Verao y Davide Rodríguez, anunciaron que se pasarían al Grupo Mixto en la Cámara, una decisión que, sin embargo, todavía no se ha hecho efectiva para la sesión plenaria de esta semana.