18 de octubre de 2019
  • Jueves, 17 de Octubre
  • 7 de junio de 2014

    Cerca de 200 pacientes padecen inmonodeficiencias primarias

    PALMA DE MALLORCA, 7 Jun. (EUROPA PRESS) -

       Cerca de 200 pacientes de Baleares padecen inmunodeficiencias primarias, esto es, enfermedades secundarias a defectos congénitos del sistema inmunitario que, normalmente, se detectan por la aparición de procesos infecciosos de repetición en los pacientes.

       Así ha informado en un comunicado el Hospital Universitario Son Espases con motivo de la III Jornada de Inmunodeficiencias Primarias organizada por la Asociación Balear de Déficits Inmunes Primarios (Abadip).

       Según ha señalado son signos claros de sospecha de una inmunodeficiencia primaria cuatro o más infecciones de oído en un año, dos neumonías o más en un año, persistencia de infecciones micóticas en la piel, o dificultad de los bebés o de los pacientes pediátricos para ganar peso o crecer normalmente.

       Una inmunodeficiencia primaria se puede diagnosticar tanto en pacientes adultos como en pacientes pediátricos, quienes requieren a lo largo de su vida un seguimiento multidisciplinario. Es importante la presencia de los inmunólogos clínicos para definir el diagnóstico, efectuar el seguimiento y orientar terapéuticamente a estos pacientes. Es imprescindible también la colaboración de otras especialidades médicas.

       El tratamiento más habitual de las inmunodeficiencias primarias (son las más numerosas), que cursan con deficiencia de anticuerpos, consiste en sustituir este defecto mediante la infusión de gammaglobulina humana. Actualmente, 104 pacientes siguen esta terapia en Baleares. La opción terapéutica en otras IDP puede ser el trasplante de médula.

       Una vez se diagnostica la enfermedad, es recomendable estudiar los posibles antecedentes familiares y realizar un consejo genético.

       Son Espases celebra la III Jornada de Inmunodeficiencias Primarias organizada donde se abordarán temas como su diagnóstico y tratamiento, las patologías gastrointestinales e infecciosas asociadas más frecuentes, así como los resultados de un proyecto de diagnóstico neonatal puesto en marcha en los EEUU.

       Son Espases trabaja en estrecha colaboración con la Asociación Abadip para la mejor atención y asistencia de los pacientes con IDP en Baleares. Desde 1979, el Servicio de Inmunología ha tenido una especial dedicación a estas patologías tanto en la vertiente clínica, diagnóstica y de tratamiento, como en la investigadora.

       Desde 1993, alberga el Registro Español de Inmunodeficiencias Primarias (Redip) creado conjuntamente con los hospitales La Paz de Madrid y Vall d'Hebron de Barcelona. Actualmente, y gracias al fruto del esfuerzo y del trabajo de sus profesionales, el Servicio de Inmunología de Son Espases, liderado por la doctora Nuria Matamoros, es referente en este campo dentro del ámbito nacional.

       Según datos del Registro español de inmunodeficiencias primarias revelan que, en España, están registrados 2.251 pacientes con diferentes inmunodeficiencias primarias, de los cuales 179 son pacientes residentes en islas. La asistencia de todos ellos está supervisada por el Servicio de Inmunología del Hospital Universitari Son Espases.