3 de junio de 2020
3 de abril de 2020

El Colegio de Farmacéuticos de Baleares y Cruz Roja entregarán medicamentos a domicilio a la gente mayor

Se podrán beneficiar de este servicio "especialmente" aquellas personas con problemas de movilidad o dependientes

El Colegio de Farmacéuticos de Baleares y Cruz Roja entregarán medicamentos a domicilio a la gente mayor
Un miembro de Cruz Roja Baleares recoge en la farmacia los medicamentos que después distribuirá. - CRUZ ROJA BALEARES

PALMA DE MALLORCA, 3 Abr. (EUROPA PRESS) -

El Colegio de Farmacéuticos de Baleares y Cruz Roja han suscrito un acuerdo para entregar medicamentos y productos sanitarios --con y sin receta-- a domicilio a gente mayor que no puede acceder a la farmacia, evitando así desplazamientos y riesgo de contagio por coronavirus (COVID-19).

Según ha informado Cruz Roja este viernes en una nota de prensa, de la iniciativa podrá beneficiarse la gente mayor dependiente, con problemas de movilidad, síntomas de infección de COVID-19 y aquellos pacientes crónicos con enfermedades respiratorias, diabetes y enfermedades cardiovasculares. Los usuarios que cumplan con este perfil podrán solicitar el servicio, contactando telefónicamente con su farmacia.

Asimismo, ha explicado que una vez recibida la petición y valorada por la oficina de farmacia, se activará al equipo de Cruz Roja encargado de la distribución.

Cabe recordar que, a la iniciativa se han sumado un total de 443 farmacias colaboradoras y las 14 oficinas de la Cruz Roja en Baleares con la participación de más de 200 voluntarios de la organización.

Por su parte, el presidente del Colegio de Farmacéuticos de Baleares, Antoni Real, ha manifestado que "se trata de un acuerdo con un marcado carácter social y sanitario que se realiza en un momento de emergencia sanitaria sin precedentes, con el cual se pretende
evitar una mayor transmisión del virus, facilitando el acceso a los medicamentos sin salir de los hogares a las personas mayores más vulnerables en esta crisis".

"Los profesionales farmacéuticos están plenamente comprometidos con la población y se está haciendo todo lo posible para combatir la propagación del virus", ha añadido.

Mientras, el presidente de la Cruz Roja Baleares, Antoni Barceló, ha destacado que "es muy importante para la organización contar con aliados como el Colegio de Farmacéuticos porque permite adaptar la respuesta a este nuevo contexto y poder hacer frente a esta crisis social y sanitaria con más recursos."

"Gracias a esta colaboración y la inestimable implicación del voluntariado se podrá continuar apoyando a las personas en situación de extrema vulnerabilidad y de este modo minimizar el impacto y la propagación de la dolencia producida por el COVID-19.", ha insistido.

Con todo, ambas entidades han hecho hincapié en que se trata de un servicio con un sistema "absolutamente excepcional" y "únicamente" justificado por el estado de alarma por COVID-19, que cuenta con la "directa" intervención y supervisión de profesionales farmacéuticos en caso de no poder desplazarse a hacer la entrega.

En este sentido, ha señalado que para poderlo llevar a cabo se ha creado un protocolo de actuación con "todas las garantías tanto de seguridad como de confidencialidad" para el paciente.

Para leer más