25 de mayo de 2020
18 de diciembre de 2008

Ordinas apunta a Cardona y Viaene como los únicos que pudieron autorizar el pago para transportar la propaganda del PP

Agentes de la Policía Nacional registran de nuevo la casa de Ordinas, en Consell, para buscar nuevas pruebas en torno al caso Scala

PALMA DE MALLORCA, 18 Dic. (EUROPA PRESS) -

La ex gerente del Consorcio de Desarrollo Económico de Baleares (CDEIB), Antònia Ordinas, apuntó hoy al ex conseller de Comercio, Industria y Energía, Josep Joan Cardona, y al ex director general de Promoción Industrial, Kurt Viaene, como los únicos responsables que pudieron autorizar el pago del transporte de publicidad electoral del PP entre Palma e Ibiza a cargo del organismo público.

Así lo expuso a preguntas de la jueza de instrucción número 5 de Palma, Piedad Marín -que instruye el caso Scala-, y del fiscal anticorrupción Pedro Horrach, durante la vista celebrada esta mañana en los Juzgados de Vía Alemania de Palma, donde Ordinas fue interrogada en torno al supuesto desvío de partidas económicas procedentes del CDEIB para financiar el transporte de folletos electorales del PP a la isla pitiusa en las pasadas elecciones autonómicas y municipales.

En declaraciones a Europa Press, fuentes judiciales afirmaron que durante el interrogatorio, en el que sólo accedió a responder a preguntas de Marín y Horrach y se ofreció a ser citada de nuevo para declarar, le exhibieron una factura relacionada con el envío de la propaganda, que consideró "irregular" ya que no llevaba "ningún sello de entrada". Al respecto, aseguró no haber visto "nunca nada parecido y menos aún para el transporte de folletos a Ibiza".

Mientras tanto, la ex gerente ha reconocido que Cardona fue quien encargó la confección de los folletos al diseñador de Binissalem Joan Rosselló -otro de los imputados en la causa-, según manifestaron otras fuentes presenciales en la vista, pese a que aseguró "no tener ni idea" acerca de los pormenores que rodean al transporte de la propaganda. Rosselló deberá declarar el día 14 de enero en las dependencias judiciales para dar su versión de los hechos.

Las mismas fuentes recordaron que, según la Fiscalía, se han localizado varias facturas por valor de más de 13.000 euros que acreditarían el traslado de la propaganda sufragado por el Consorcio. Al parecer, las cajas que contenían los folletos, con un peso de más de seis toneladas, fueron camufladas para su transporte camufladas bajo la apariencia de productos de la marca 'Baleares Cinco Estrellas'. Hasta el momento, esta pieza del caso se encontraba bajo secreto sumarial, por lo que no había trascendido públicamente.

La imputada, que hace días que quedó en libertad bajo fianza de 100.000 euros, llegó a las dependencias judiciales en torno a las 10.30 horas acompañada de su abogado Eduardo Valdivia, y tan sólo se limitó a asegurar que se encuentra "muy bien", ante las preguntas de los periodistas congregados.

NUEVO REGISTRO EN LA VIVIENDA DE ORDINAS

Posteriormente a su declaración ante la jueza, agentes del Grupo de Delincuencia Económica de la Policía Nacional llevaron a cabo un nuevo registro en la casa de Ordinas, ubicada en el municipio de Consell, donde también estuvo presente el fiscal Horrach y el abogado Jaime Campaner. Tal y como explicaron las mismas fuentes, se trata de una continuación del registro llevado a cabo el pasado mes de octubre.

En este caso, los agentes se han llevado varios expedientes del despacho donde trabajaba la ex gerente del CDEIB y situado en la planta superior de la vivienda, que se encontraba precintado. Durante el registro también se personaron de forma accidental efectivos de la Policía Local, después de que el alcalde de la localidad, Andreu Isern, les avisara de que "había gente" en la casa de Ordinas.