19 de enero de 2021
27 de noviembre de 2020

La pandemia motiva la reforma del Reglamento del Parlament, con el apoyo de todos los grupos políticos

La pandemia motiva la reforma del Reglamento del Parlament, con el apoyo de todos los grupos políticos
Diputados participando de manera telemática en una comisión del Parlament. - TWITTER PARLAMENT IB - ARCHIVO

La Cámara autonómica adapta su reglamento para que los diputados puedan desempeñar su trabajo cuando se produzcan situaciones excepcionales que puedan afectar a la participación efectiva

PALMA DE MALLORCA, 27 Nov. (EUROPA PRESS) -

Todos los grupos parlamentarios han firmado este viernes la Proposición de Ley para reformar el Reglamento de la Cámara autonómica, motivado por la pandemia, para que los diputados puedan seguir desempañando su trabajo cuando se produzcan situaciones excepcionales que puedan afectar a la participación efectiva.

Según han explicado desde el Parlament en una nota de prensa, la situación de emergencia de salud pública provocada por la Covid-19 ha hecho "necesario e indispensable" adaptar el Reglamento a las necesidades actuales y a otras que se pudieran dar en el futuro.

Por este motivo, en octubre se constituyó en el seno de la Comisión de Reglamento una ponencia de estudio para la elaboración de un documento de propuestas de revisión y mejora del Reglamento y de su actualización y adaptación a la situación generada por la pandemia del coronavirus Covid-19.

Una vez redactada el informe de ponencia, este viernes se ha registrado en el Parlamento una Proposición de ley para la reforma del Reglamento con la firma de todos los grupos parlamentarios. La intención es que la iniciativa de reforma se pueda votar y aprobar definitivamente en lectura única antes de finalizar el actual periodo de sesiones ordinario.

El texto prevé la creación de un nuevo título en el Reglamento dedicado al funcionamiento de la Cámara en situaciones excepcionales, que consiste en un conjunto de artículos que tienen el objetivo de desarrollar la actividad parlamentaria de forma normalizada cuando se produzcan circunstancias de ámbito general de carácter grave y extraordinario que impidan la participación presencial.

Se establecen mecanismos de control para adoptar este funcionamiento extraordinario de la misma forma. De esta forma la declaración de las circunstancias excepcionales tendrá que ser ratificada por el Pleno cuando lo soliciten dos grupos parlamentarios o una quinta parte de los diputados o las diputadas. También se fija un plazo máximo de la duración de estas medidas de 15 días naturales, que podrán ser prorrogados.

También se establece un sistema de participación virtual para los diputados o diputadas concretos que no puedan participar presencialmente a causa de las circunstancias excepcionales previstas.

Así, si procede, se dictará una resolución para establecer el detalle de las condiciones en las cuales se tendrá que desarrollar las participaciones telemáticas de los diputados o las diputadas que no puedan asistir presencialmente.

Esta posibilidad de participación afecta tanto a los plenos como las comisiones, donde se podrán sustanciar cualquier tipo de iniciativas.

El presidente del Parlament, Vicenç Thomas, ha destacado que la proposición de reforma ha contado con el apoyo unánime de todos los grupos parlamentarios, "que han sabido reconocer la necesidad y urgencia de estos cambios", que garantizan principios constitucionales como el reflejado en el artículo 23 del derecho de los ciudadanos a participar en los asuntos públicos o el 18, del deber de los diputados y las diputadas de asistir a las sesiones del Pleno y las comisiones.