25 de febrero de 2021
25 de enero de 2021

Salud interviene la residencia Sor María Rafaela y la del Hospital de Llevant para frenar los contagios

Salud interviene la residencia Sor María Rafaela y la del Hospital de Llevant para frenar los contagios
La consellera de Salud y Consumo, Patricia Gómez. - EUROPA PRESS - ARCHIVO

PALMA, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Conselleria de Salud y Consumo del Govern balear ha ordenado la intervención de la residencia de ancianos Sor María Rafela y la residencia del Hospital de Llevant tras haber detectado dos brotes que afectan 17 usuarios y cuatro profesionales positivos, y después de que se haya constatado que las medidas adoptadas en los centros no han logrado frenar la propagación de la COVID-19.

En cuanto a la residencia de ancianos Sor María Rafela, ubicada en Campos, el brote afecta siete usuarios, todos hospitalizados, y dos trabajadores. Los otros 15 usuarios permanecen aislados en el centro. Cabe recordar que esta residencia recibió la primera dosis de la vacuna el día 5 de enero y el brote se detectó el día 7, cuando un trabajador dio positivo en un cribado programado.

En cuanto a la Residencia del Hospital de Llevant, tiene 10 usuarios positivos, todos hospitalizados, y dos trabajadores positivos. Otros 41 residentes permanecen aislados. Esta residencia recibió la vacuna el día 7 de enero y el brote se detectó en un cribado rutinario que se hizo el pasado día 17.

Profesionales de la Subdirección de Atención a la Cronicidad se han desplazado a las residencias para evaluar la situación de las personas afectadas y garantizar una asistencia adecuada, apoyar a la dirección en la implementación de los planes de contingencia, poner en marcha circuitos de atención y formar a los trabajadores.

Así, la Conselleria ha dictado una resolución para intervenir durante 20 días el control de la gestión sanitaria en relación con la COVID-19 de los dos centros y se ha designado un coordinador sanitario. De esta forma, a partir de ahora, el personal, los equipos directivos y la titularidad de estos centros, así como los propios residentes, se regirán por las instrucciones del coordinador en los procesos relacionados con la COVID-19.

Desde el principio de la pandemia, el equipo de coordinación sociosanitaria hace un seguimiento diario de la situación en los centros, que deben disponer de un plan de contingencia y cumplirlo. Cabe recordar que el Govern ha intervenido hasta ahora 14 residencias para personas mayores desde el inicio de la pandemia y tres residencias de personas con discapacidad.

Para leer más