17 de octubre de 2019
10 de julio de 2014

Abbas acusa a Israel de cometer un "genocidio" contra el pueblo palestino

MADRID, 10 Jul. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abbas, ha acusado este miércoles a Israel de cometer un "genocidio" con su ofensiva contra la Franja de Gaza y con sus operaciones de seguridad en Cisjordania durante las semanas anteriores al inicio de los bombardeos.

"No es una guerra contra Hamás o ninguna otra facción (palestina), sino contra el pueblo palestino. Tenemos que poder decir lo que está pasando y lo que podría pasar en los próximos días, que será difícil", ha valorado.

Así, ha sostenido que la "guerra" de Israel contra la población palestina comenzó en la localidad cisjordana de Hebrón antes de trasladarse a Jerusalén y la Franja, según ha informado el diario israelí 'The Jerusalem Post'.

Abbas ha citado este miércoles a la cúpula de su Gobierno para una reunión en la que habría firmado una serie de protocolos encaminados a solicitar el ingreso a varias organizaciones, incluido el Tribunal Penal Internacional (TPI), según un portavoz citado por el periódico israelí 'Haaretz'.

Palestina, Estado observador no miembro de la ONU desde noviembre de 2012, tiene derecho a adherirse a organismos y tratados adscritos a la organización. Así, por ejemplo ya forma parte de la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO).

La ofensiva israelí ha llegado tras semanas de tensiones catalizadas por el secuestro y asesinato de tres jóvenes israelíes en los alrededores de Hebrón. Durante los días siguientes las fuerzas de seguridad de Israel lanzaron una operación de búsqueda en la que murieron nueve civiles palestinos en Cisjordania, así como varios más en intercambios de disparos en la Franja de Gaza.

La situación se deterioró después de que un adolescente palestino fuera secuestrado y quemado vivo en el Bosque de Jerusalén por un grupo de israelíes que presuntamente actuaron en venganza por el suceso previo. Al menos tres de los seis detenidos han confesado haber participado en el asesinato.

Finalmente, el martes se inició la operación 'Borde Protector' contra Hamás, al que Israel acusa de estar detrás de la muerte de los tres jóvenes israelíes, si bien la formación lo ha negado y Tel Aviv no ha aportado pruebas que respalden sus acusaciones. La autoría del suceso fue reclamada por el brazo armado de Al Fatá, las Brigadas de los Mártires de Al Aqsa.

Desde el inicio de la ofensiva han fallecido al menos 53 palestinos, la inmensa mayoría de ellos civiles, en los bombardeos ejecutados por Israel contra el enclave. Entre los fallecidos está el conductor de un vehículo de prensa que circulaba por la calle más concurrida de Ciudad de Gaza, así como más de una decena de mujeres y niños.

Por su parte, las facciones palestinas presentes en la Franja de Gaza han disparado más de 200 proyectiles contra territorio israelí, sin que por el momento se hayan registrado víctimas mortales en Israel. Algunos de los cohetes han impactado en los alrededores de Tel Aviv y Jerusalén.

Para leer más