26 de mayo de 2019
  • Sábado, 25 de Mayo
  • 26 de diciembre de 2014

    Activistas salafistas apuntan a un intercambio de presos por el piloto jordano capturado por el Estado Islámico

    MADRID, 26 Dic. (EUROPA PRESS) -

    Activistas del Movimiento Salafista Yihadista Jordano han apuntado este jueves la posibilidad de un intercambio de presos a cambio del piloto jordano capturado por el grupo extremista Estado Islámico después de que su avión se estrellara en Siria, según ha informado el diario 'Al Quds al Arabi', con sede en Londres.

    El activista Tareq al Fayed, vinculado con la citada formación, ha indicado que este intercambio podría ser posible en caso de que Amán accediera a liberar a varias personas condenadas por sus lazos con la organización terrorista Al Qaeda en Irak (AQI), precursora del Estado Islámico.

    En este sentido, ha hecho referencia a Sajida al Rishawi, una iraquí que fue detenida cuando intentó llevar a cabo un atentado suicida durante una boda en un hotel de la capital jordana en 2005.

    Otros nombres que habrían sido planteados en el marco del intercambio de presos serían Ziad al Karbuli, que trabajó con el antiguo líder de AQI Abu Musab al Zarqawi; y Muamar al Jaghbir, condenado a muerte en 2002 por el asesinato de un diplomático estadounidense y cuya sentencia fue conmutada por 15 años de cárcel.

    Por último, otro importante nombre sería el de Abu Muhamad al Maqdisi, erudito salafista y mentor de Al Zarqawi que afirmó que la declaración del califato por parte del Estado Islámico profundizará los enfrentamientos internos entre las facciones 'yihadistas'.

    Las palabras de Al Maqdisi habían sido muy esperadas por parte de la comunidad salafista, y varios grupos habían estado presionando en uno y otro sentido para intentar inclinar la balanza. El clérigo fue detenido poco después de ser liberado tras pasar cinco años en una cárcel del país.

    ADVERTENCIA DEL PARLAMENTO JORDANO

    Este mismo jueves, la cámara baja del Parlamento de Jordania ha hecho responsable al Estado Islámico de la seguridad del piloto capturado y ha advertido al grupo de las "graves consecuencias" a las que haría frente en caso de que le ocurra algo.

    Asimismo, ha solicitado al Gobierno que haga "todo lo posible" para conseguir su liberación y retorno al país, al tiempo que ha expresado su respaldo a los esfuerzos del Ejército en la lucha antiterrorista, según ha informado el diario 'The Jordan Times'.

    Por el momento se desconoce si el avión jordano, que participaba en la campaña internacional de bombardeos contra las posiciones del Estado Islámico en Siria, se estrelló a causa de un fallo técnico o tras ser derribado, si bien Estados Unidos ha descartado esta última posibilidad.

    Las Fuerzas Armadas de Estados Unidos han asegurado que el avión militar F-16 no fue derribado por los milicianos islamistas sino que se trató de un "desafortunado accidente aéreo", sin dar más detalles al respecto.

    PALABRAS DEL PADRE DEL PILOTO

    Por su parte, el padre del piloto capturado, Muath al Kasaesbé, ha afirmado que no considera que su hijo sea un rehén y, en cambio, ha pedido a los milicianos islamistas que le traten como un "invitado".

    "No quiero describirlo como un rehén. Le considero un invitado", ha dicho el padre del piloto en declaraciones a Reuters. "Es un invitado de nuestros hermanos del Estado Islámico", ha destacado Saif al Kasaesbé, miembro de una destacada familia suní de Jordania.

    El padre ha pedido, "en nombre de Dios y con la dignidad del profeta Mahoma", que los milicianos "traten bien" a su hijo, del que tan sólo han trascendido imágenes en redes sociales del momento de la captura.

    Para leer más