11 de diciembre de 2019
28 de octubre de 2014

Alemania no prevé un freno a la actividad de Estado Islámico en Irak "en el futuro cercano"

BERLÍN, 28 Oct. (Reuters/EP) -

La agencia de Inteligencia exterior de Alemania (BND) ha reconocido este martes que los milicianos de Estado Islámico seguirán siendo capaces de perpetrar grandes operaciones en Irak "en el futuro cercano", a pesar de los ataques coordinados por la coalición que lidera Estados Unidos.

En un comunicado, el BND ha advertido de que la milicia suní puede operar con garantías en la provincia iraquí de Anbar --en el oeste del país-- y a las afueras de Bagdad, al tiempo que trabaja para reclutar a más suníes para reforzar sus defensas frente a la coalición militar internacional.

"La continuación del vacío político y de seguridad en Irak en el futuro cercano endurecerá considerablemente a terroristas y grupos radicales", ha apuntado la Inteligencia alemana, que teme un repunte en el número de islamistas alemanes susceptibles de unirse a la lucha yihadista.

En relación a Siria, el BND ha afirmado que los combates entre Estado Islámico y las fuerzas kurdas en Kobani, cerca de la frontera con Turquía, han demostrado que los milicianos siguen en posición de ataque, a pesar de que también en esta zona la coalición internacional ha lanzado bombardeos aéreos.

Por su parte, las fuerzas leales al régimen de Bashar al Assad permanecen concentradas en centros urbanos de Damasco, Homs, Hams y Alepo, así como en los ejes norte y sur en las zonas costeras, donde parecen haber logrado sus mayores éxitos, según el BND.

ENFRENTAMIENTOS

La agencia responsable de la Inteligencia interior en Alemania (BfV) ha alertado en otra nota del aumento de islamistas salafistas en el país europeo, lo que supone un foco potencial de reclutas para Estado Islámico. Unas 450 personas han viajado a Oriente Próximo para sumarse al terrorismo.

El BfV ha citado el caso de grupos de chechenos residentes en Alemania y que han comenzado a sumarse a organizaciones salafistas y ha advertido también de un aumento de los choques entre islamistas y simpatizantes de los separatistas kurdos, en un paralelismo de lo que sucede en Kobani.

"Estamos preocupados por un posible aumento de los enfrentamientos violentos entre extremistas en nuestras calles", ha dicho el presidente del BfV, Hans-Georg Maassen. La ciudad de Colonia fue recientemente escenario de choques entre salafistas y ultraderechistas.

Para leer más