Amnistía advierte de que doce chiíes podrían ser ejecutados "de forma inminente" en Arabia Saudí

7 de noviembre de 2018

MADRID, 7 Nov. (EUROPA PRESS) -

La organización no gubernamental Amnistía Internacional ha advertido este miércoles de que doce miembros de la comunidad chií podrían hacer frente a una ejecución inminente, tras su traslado a un organismo que queda bajo las órdenes directas del rey Salmán de Arabia Saudí.

"Las familias de estos hombres están aterrorizadas por este hecho y por la falta de información que se les ha dado sobre la situación de los casos de sus seres queridos", ha dicho la directora de Amnistía para Oriente Próximo y Norte de África, Heba Morayef.

"Dado el secretismo en torno a los procedimientos judiciales en Arabia Saudí, tememos que este hecho apunte a la ejecución inminente de estos doce hombres", ha indicado en un comunicado publicado por la ONG.

Estas doce personas fueron condenadas a muerte en 2016 tras ser acusadas de espiar a favor de Irán, después de un juicio que Ambistía ha descrito como "sumamente injusto".

"Arabia Saudí es uno de los países del mundo en los que se ejecuta a más gente y usa regularmente la pena de muerte como una herramienta política para aplastar a la disidencia en la minoría chií del país, demostrando su desprecio total por la vida humana", ha criticado Morayef.

Pese a ello, ha recalcado que "aún no es demasiado tarde para salvar la vida a estos hombres". "Pedimos a las autoridades saudíes que revoquen de forma inmediata estas sentencias e impongan una moratoria oficial sobre las ejecuciones como primera caso de cara a la abolición completa de la pena de muerte", ha remachado.

La población chií del país denuncia desde hace años la discriminación que sufre por parte de las autoridades, dominadas por la familia Al Saud. En enero de 2016 fue ejecutado en el país el clérigo chií Nimr al Nimr, crítico con la casa real y uno de los líderes de las protestas de 2011 en el marco de la llamada 'Primavera Árabe'.

Contador

Últimas noticias