25 de mayo de 2020
24 de marzo de 2014

Aplazado hasta el 5 de abril el juicio contra Mursi por incitación al asesinato

Aplazado hasta el 5 de abril el juicio contra Mursi por incitación al asesinato
REUTERS

MADRID, 24 Mar. (EUROPA PRESS) -

   El juicio contra el derrocado presidente egipcio Mohamed Mursi y otros catorce altos cargos de la organización islamista Hermanos Musulmanes por incitación al asesinato y la violencia por los enfrentamientos registrados en diciembre de 2012 frente al palacio presidencial de Ittihadiya ha sido aplazado este domingo hasta el 5 de abril, según ha informado el diario egipcio 'Al Ahram'.

   Los procesados han sido acusados de incitación al homicidio y a la violencia durante los enfrentamientos. Al menos diez personas murieron en los incidentes, que estallaron después de que varios partidarios de Mursi atacasen una sentada de protesta contra el decreto presidencial que ampliaba los poderes del entonces mandatario.

   Mursi, que se convirtió en 2012 en el primer presidente electo del país, se enfrenta en la actualidad a varios juicios y se ha negado a reconocer a las nuevas autoridades, asegurando que sigue siendo el presidente legítimo de Egipto.

   Hermanos Musulmanes y sus aliados han acusado a las nuevas autoridades de acceder al poder a través de un golpe de Estado militar y de lanzar una campaña de represión contra los movimientos islamistas que se ha saldado con miles de muertos, heridos y detenidos.

   Entre las medidas más criticadas adoptadas por el nuevo Gobierno está el restablecimiento por parte del Ministerio del Interior de las funciones de lucha contra el extremismo y control de las actividades políticas y religiosas, suspendidas tras la revuelta que puso fin en 2011 al Gobierno del expresidente Hosni Mubarak.

   El Gobierno ha acusado al grupo de los últimos atentados y ataques registrados en el país, si bien Hermanos Musulmanes ha condenado todos ellos y ha hecho múltiples llamamientos al fin de la violencia. La autoría de la mayoría de los ataques ha sido reclamada por el grupo wahabí armado Ansar Bait al Maqdis, que niega cualquier lazo con la formación islamista.

   En diciembre, las autoridades interinas egipcias declararon a Hermanos Musulmanes como una organización terrorista, decisión que fue respaldada por los tribunales en febrero. La semana pasada, Arabia Saudí dio el mismo paso.