23 de marzo de 2019
4 de junio de 2014

Boehner respalda que el Gobierno explique al Congreso el intercambio de presos con los talibán

WASHINGTON, 4 Jun. (Reuters/EP) -

El presidente de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, John Boehner, ha respaldado este martes la celebración de sesiones en el Congreso para que el Gobierno explique su decisión de liberar a cinco presos talibán encarcelados en Guantánamo a cambio de un sargento estadounidense que permanecía en manos de los talibán desde 2009.

"La Administración ha generado preguntas sobre cómo tuvo lugar el intercambio y sobre los cálculos que hicieron la Casa Blanca y otras agencias relevantes sin consultar con el Congreso, a pesar de que garantizaron que contarían con los miembros de ambos lados del pasillo --en referencia a los dos partidos--", ha dicho.

Así, ha indicado que, si bien da la bienvenida al regreso a casa del sargento Bowe Bergdahl, ha subrayado que se celebrarán varias vistas sobre las circunstancias que rodearon su liberación.

"Es necesario que haya claridad en los días y semanas que llegan", ha valorado, resaltando que las explicaciones deben darse no sólo sobre el intercambio de presos, sino también sobre si la decisión no animará a los talibán a secuestrar a más estadounidenses.

La Cámara de Servicios Armados de la Cámara de Representantes de Estados Unidos ha citado al secretario de Defensa, Chuck Hagel, para el próximo 11 de junio por el acuerdo alcanzado con los talibán.

"A todos nosotros nos alivia que el sargento Bowe Bergdahl esté en casa sano y salvo, pero somos responsables, ante el pueblo estadounidense y ante las tropas que aún están en Afganistán, de llegar hasta el fondo de este acuerdo con los talibán", ha dicho el presidente de la Comisión de Servicios Armados, Buck McKeon.

La Casa Blanca ha llegado a un acuerdo con los insurgentes por virtud del cual Bergdahl, que estaba secuestrado desde 2009, ha sido liberado y cinco presos de "alto riesgo" encarcelados desde 2002 en Guantánamo serán trasladados a Qatar, donde permanecerán un año.

Hagel ya explicó el pasado domingo que "el objetivo era la liberación del sargento Bergdahl y, quizás, tender un puente para nuevas negociaciones". "¿Es posible que esto pueda derivar en un avance con los talibán? No lo sé, pero espero que sí", señaló.

"Ningún Gobierno puede transferir ciudadanos de un país a otro como prisioneros", ha criticado, por su parte, el ministro de Exteriores de Afganistán, Ahmad Zarar Moqbel. Al parecer, el presidente, Hamid Karzai, no fue informado de este acuerdo para evitar filtraciones.

El líder de los talibán, el mulá Mohammad Omar, ha destacado la "gran victoria" que supone este canje de prisioneros de guerra. "Traslado mis sentidas felicitaciones a toda la nación afgana musulmana", destaca en una grabación recogida por la cadena británica BBC.