2 de diciembre de 2020
1 de septiembre de 2007

Brasil.- El Ejército brasileño rechaza presiones para investigar los crímenes de la dictadura

RÍO DE JANEIRO (BRASIL), 1 Sep. (EP/AP) -

El jefe del Estado Mayor del Ejército brasileño, el general Enzo Martins Peri, afirmó hoy que la reciente presión para investigar los asesinatos políticos durante la dictadura militar brasileña de 1964-85 es un "paso atrás" si viola la amnistía de 1979 que estableció el perdón tanto para los funcionarios gubernamentales como para los miembros de grupos políticos armados.

Martins Peri, afirmó en declaraciones recogidas por la agencia de noticias oficial, Agencia Brasil, que la ley de amnistía "produjo la armonía indispensable en la sociedad, porque los hechos históricos tienen diferentes interpretaciones, dependiendo del punto de vista de cada uno".

Después de reunirse con el ministro de Defensa, Nelson Jobim, Martins aseguró que objetar la ley de amnistía "sería un paso atrás con respecto a la paz y armonía nacional que hemos logrado".

El miércoles, el presidente Luiz Inácio 'Lula' da Silva --ex líder sindical izquierdista y preso político-- presentó 'El derecho a la memoria y la verdad', un informe de 500 páginas con las conclusiones de una investigación de once años de la Comisión Nacional de Muertes y Desapariciones Políticas. El libro enumera 475 casos de muertes o desapariciones durante el régimen derechista.

'Lula' afirmó que Brasil debía establecer un plazo para descubrir lo que ocurrió con las víctimas del régimen y recobrar sus restos. Los comandantes militares fueron invitados a la ceremonia pero decidieron no asistir.

El viernes, la organización Human Rights Watch elogió a Brasil por la difusión del libro pero opinó que muchos aspectos importantes de la represión siguen en secreto.

José Miguel Vivanco, director para las Américas de Human Rights Watch, explicó en un correo electrónico que el Gobierno todavía debe "impartir justicia juzgando a los responsables de esos crímenes atroces".

Las fuerzas armadas brasileñas nunca publicaron los archivos más importantes de la época de la dictadura y 'Lula' no prometió hacerlos públicos.