5 de marzo de 2021
27 de enero de 2021

Bruselas da un mes más a Polonia para retirar el régimen disciplinario que impone a sus jueces o irá al TUE

Bruselas da un mes más a Polonia para retirar el régimen disciplinario que impone a sus jueces o irá al TUE
Banderas de la UE junto a la Comisión Europea - ZHANG CHENG / XINHUA NEWS / CONTACTOPHOTO

BRUSELAS, 27 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Comisión Europea ha anunciado este miércoles que dará un mes más a Polonia para corregir el régimen disciplinario que impone a sus jueces y que Bruselas cree que vulnera el Derecho comunitario y atenta contra la independencia de los magistrados polacos, plazo tras el cual valorará si elevar el asunto al Tribunal de Justicia de la Unión Europea.

El nuevo aviso tiene la forma de dictamen motivado, segunda fase de un procedimiento de infracción, con el que el Ejecutivo comunitario incorpora a un expediente abierto en abril del pasado año los cargos por las dudas que plantea el nuevo comité disciplinario del Tribunal Supremo polaco.

"La Comisión considera que Polonia incumple el Derecho de la Unión al autorizar a la Sala disciplinaria del Tribunal Supremo, cuya independencia e imparcialidad no está garantizada, a tomar medidas con incidencia directa en los jueces y la manera en que ejercen sus funciones", ha resumido en una rueda de prensa la vicepresidenta responsable de Democracia, la croata Dubravka Suica, tras la reunión semanal del Colegio de Comisarios.

Suica ha explicado que este nuevo paso en el procedimiento de infracción se produce después de que Bruselas haya considerado insuficientes las explicaciones ofrecidas por el Gobierno polaco a una carta remitida por los servicios comunitarios el pasado diciembre.

El caso, sin embargo, está abierto desde hace casi un año, cuando el Ejecutivo comunitario decidió actuar contra una ley aprobada en diciembre de 2019 y en vigor desde febrero de 2020 para reformar el sistema judicial en Polonia.

La Comisión teme que las nuevas disposiciones del Tribunal Supremo polaco permitan investigar, procesar y sancionar a jueces de tribunales ordinarios por sus decisiones judiciales, por ejemplo si remiten una cuestión prejudicial al TUE.

El régimen disciplinario no garantiza la independencia ni imparcialidad de la Sala que examina los casos y está formada únicamente por magistrados designados por el Consejo Nacional para la Judicatura, a su vez designado en decisión política por el Parlamento polaco.

El TUE ya se pronunció en contra del régimen disciplinario en el año pasado y el propio Tribunal Supremo dictó que la Sala disciplinaria no cumple los criterios de independencia judicial que establecen las leyes de la Unión Europea. A pesar de estos pronunciamientos, la Sala continúa actuando y supone un "riesgo de daño irreparable" para los jueces, según alegó Bruselas en un recurso anterior ante Luxemburgo.