23 de mayo de 2019
16 de septiembre de 2008

Chile.- Unasur acuerda respaldo al Gobierno de Morales y creación de una comisión que investigará las muertes en Pando

SANTIAGO, 16 Sep. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

Los países miembros de la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur) acordaron esta noche en Santiago de Chile una declaración de nueve puntos en la que expresan su más estricto apoyo al Gobierno del presidente de Bolivia, Evo Morales, y proponen la creación de una comisión que investigue las muertes causadas por los hechos de violencia ocurridos en el Departamento de Pando de esa nación altiplánica.

Tras seis horas de debates con los gobernantes de Argentina, Brasil, Bolivia, Ecuador, Uruguay, Paraguay, Venezuela y el ministro de Exteriores de Perú, la presidenta de Chile, Michelle Bachelet, se reunió con la prensa acreditada en el Palacio de La Moneda, sede del Ejecutivo chileno, para leer la declaración suscrita por todos los mandatarios, tras la cual no aceptó preguntas. No obstante, dijo que, tras el encuentro, "Unasur ha quedado más consolidado".

La presidenta chilena citó a una reunión de emergencia de Unasur para tratar la grave crisis política que afecta a Bolivia, en el marco de la cual han muerto unas 20 personas, según las últimas informaciones.

Bachelet reconoció la capacidad de Unasur para reunirse ante la contingencia que afecta al país altiplánico y dijo que la experiencia de las "dolorosas experiencias políticas" que ha vivido la región convocan a los países miembros a trabajar para evitar la violencia y construir acuerdos, ya que "nada justifica la violación de los derechos humanos, especialmente del derecho a la vida.

En sus nueve puntos, la declaración de Unasur señala que los presidentes miembros expresan pleno y decidido respaldo al Gobierno constitucional del presidente Evo Morales, cuyo mandato fue ratificado por una amplia mayoría en el reciente referéndum. Asimismo advierten de que sus respectivos Gobiernos rechazan enérgicamente y no reconocerán cualquier situación que implique un intento de golpe civil, la ruptura del orden institucional o que comprometa la integridad territorial de la República de Bolivia.

Además, condena el ataque a instalaciones gubernamentales y a la fuerza pública por parte de grupos que buscan la desestabilización de la democracia boliviana, exigiendo la pronta devolución de esas instalaciones como condición para el inicio de un proceso de diálogo.

A la vez, hacen un llamamiento a todos actores políticos y sociales involucrados a que tomen las medidas necesarias para que cesen inmediatamente las acciones de violencia, intimidación y de desacato a la institucionalidad democrática y al orden jurídico establecido.

En ese contexto, expresan su más firme condena a la masacre que se vivió en el Departamento de Pando y respaldan el llamamiento realizado por el Gobierno boliviano, para que una Comisión de Unasur pueda constituirse en ese hermano país para realizar una investigación imparcial que permita esclarecer a la brevedad este lamentable suceso y formular recomendaciones, de tal manera de garantizar que el mismo no quede en la impunidad.

Asimismo, instan a todos los miembros de la sociedad boliviana a preservar la unidad nacional y la integridad territorial de ese país, fundamento básico de todo Estado y rechazar cualquier intento de socavar estos principios.

Hacen un llamamiento al diálogo para establecer las condiciones que permitan superar esta situación y concertar la búsqueda de una solución sustentable, en el marco del pleno respeto al Estado de derecho y al orden legal vigente.

Los presidentes de Unasur acuerdan crear una comisión abierta a todos sus miembros, coordinada por la Presidencia 'Pro Témpore" para acompañar los trabajos de esa mesa de diálogo, conducida por el legítimo gobierno de Bolivia. Crean comisión de apoyo y asistencia al Gobierno Bolivia, en función de sus requerimientos, incluyendo recursos humanos especializados.

Tras reunirse con los periodistas, la presidenta Bachelet no aceptó preguntas y dio paso a su par boliviano Evo Morales, quien a esta hora dialoga con la prensa en el Palacio de La Moneda.