23 de enero de 2021
30 de noviembre de 2020

Colombia anuncia la detención de tres paramilitares del Clan del Golfo como autores de la masacre de Betania

Colombia anuncia la detención de tres paramilitares del Clan del Golfo como autores de la masacre de Betania
Supuesto miembro del Clan del Golfo detenido por su participación en la masacre de Betania, norte de Colombia, del pasado 22 de noviembre, en el que una decena de personas fueron asesinadas. - FISCALÍA DE COLOMBIA

MADRID, 30 Nov. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Colombia ha anunciado este domingo la detención de tres supuestos paramilitares del Clan del Golfo, así como a un menor, quienes habrían sido los responsables del asesinato de diez personas la semana pasada durante un ataque en el municipio de Betania, en el norte del país.

Los detenidos responden a los alias de 'Sangre', 'Peludo' y 'Bobis', y de acuerdo con la Fiscalía serían los responsables de la masacre del pasado 22 de noviembre en una finca cafetera de una zona rural de Betania, en el departamento de Antioquia, en la que siete personas perdieron la vida en el acto y otras tres un día después a causa de la heridas.

El ministro de Defensa de Colombia, Carlos Holmes Trujillo, se ha congratulado por la noticia, destacando que "en tiempo récord", las autoridades han logrado capturar a tres sujetos que pertenecerían al 'Bloque Suroeste' del Clan del Golfo, las autodenominadas Autodefensas Gaitanistas de Colombia.

Pocas horas después de conocerse los crímenes, el propio Holmes Trujillo y el gobernador de Antioquía, Aníbal Gaviria, llegaron a ofrecer una recompensa de 50 millones de pesos colombianos (unos 11.500 euros) a cambio de información que pudiera dar con los responsables.

"La división que hay en ese clan es lo que tiene alterado el municipio de Betania. Sabemos que el modus operandi pasó de las cabeceras municipales a las zonas rurales", explicó entonces a los medios de comunicación el gobernador Villada, quien señala como responsable de estos asesinatos a la lucha por el control del narcotráfico.

La semana pasada, Colombia sufrió su enésimo episodio de violencias sobre las comunidades rurales del oeste del país, la más golpeada por este tipo de disputas entre bandas rivales del crimen organizado. A los diez muertos de Betania se le sumaron otros cinco el domingo en el municipio caucano de Argelia.

Por ese último crimen fue ya detenido Reneider Juzpián, alias 'Brayan', quien habría facilitado a los autores materiales de los asesinatos la ubicación y la descripción de las víctimas.

La Fiscalía explicó que Juzpián estaría al cargo del cobro de las extorsiones que el Ejército de Liberación Nacional (ELN) realiza en algunas localidades del departamento del Cauca y que los nombres de las víctimas "estaban en una lista que los cabecillas de la guerrilla presuntamente elaboraron y suministraron a alias 'Brayan' y a los sicarios que ejecutaron el crimen".

Tras la disolución de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) en 2016, el resto de grupos armados que operan en territorio colombiano se disputan la posesión de los cultivos ilícitos y las redes del narcotráfico dejadas por la desaparecida guerrilla.

En lo que va de año, 309 personas han sido asesinadas en 77 masacres ocurridas en Colombia, según los datos que maneja el Instituto de Estudios para el Desarrollo y la Paz (Indepaz).

El departamento de Antioquía es el territorio que más asesinatos colectivos ha registrado, seguido de Cauca, con una docena de ellos.

Según las últimas cifras que maneja Casa Nariño, en 2020, se ha logrado capturar a 4.200 personas relacionadas con los distintos grupos armados que operan en el país, entre ellos a paramilitares del Clan del Golfo, de 'Los Pelusos' y de 'Los Caparros', a guerrilleros del ELN, o de las disidencias de la desaparecida FARC.

Para leer más