9 de diciembre de 2019
  • Domingo, 8 de Diciembre
  • 2 de febrero de 2009

    Colombia.- El CICR suspende los operativos para la liberación de los secuestrados de las FARC

    BOGOTÁ, 2 Feb. (EUROPA PRESS) -

    El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) suspendió hoy los operativos para la liberación del ex gobernador del departamento de Meta Alan Jara, quien iba a ser entregado este lunes por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en el marco de una misión humanitaria que comenzó ayer con la entrega de tres policías y un soldado.

    El portavoz del CICR, Yves Heller, declaró a los medios que "no va a haber salida hoy", pese al calendario de entregas de los seis rehenes establecido la semana pasada. Ante esta situación, queda pendiente entonces la liberación de Jara y del ex diputado Sigifredo López, quien debería ser rescatado este miércoles.

    Heller en su encuentro con los medios locales no explicó las causas que motivaron a suspender todo este operativo ni tampoco informó cuándo será retomado el programa, para concluir así con la liberación de los seis secuestrados que las FARC prometieron entregar estos días.

    A este respecto, Heller pidió "prudencia" e insistió en que se encuentran en "contacto con la comisión, con el Gobierno (colombiano) y con nuestros contactos indirectos con las FARC", mediante un diálogo que calificó como "positivo y constructivo". En este sentido, aseguró que "vamos a hacer todo lo posible para llevar a cabo esas dos liberaciones".

    "El CICR mantiene un dialogo constructivo con la comisión para asegurar el acompañamiento de la misión y asi lograr el regreso a casa lo antes del ex gobernador de Meta Alan Jara y del ex diputado Sigifredo López", dijo.

    El portavoz del CICR tampoco informó si existe la posibilidad de que mañana continúe el operativo, pues aclaró que "eso depende mucho de las condiciones, tenemos que mirar unos detalles (porque) todo eso es siempre una organizacion logística compleja".

    Esta medida fue anunciada pocos minutos después de que el presidente de Colombia, Álvaro Uribe, reconsiderara su decisión de dejar fuera de la misión humanitaria a la senadora Piedad Córdoba, por considerar que la presencia del CICR y del Gobierno de Brasil --garante internacional autorizado por el Gobierno-- era suficiente para continuar con las entregas de rehenes de las FARC.