21 de mayo de 2019
  • Lunes, 20 de Mayo
  • 25 de septiembre de 2014

    Confirman la presencia en Irak de un jefe militar iraní que estaría coordinando la lucha contra el Estado Islámico

    DUBAI, 25 Sep. (Reuters/EP) -

    Un comandante iraní ha confirmado la presencia en Irak del general Qassem Soleimani, jefe de la Fuerza Al Quds, una unidad de élite de los Guardianes de la Revolución de Irán, y añade que estaría luchando contra el Estado Islámico, según han informado medios locales.

    Esta declaración del general Amir Ali Hajizadeh parece ser la primera confirmación de la presencia de Soleimani, uno de los hombres más poderosos de Irán, en Irak, coordinando los esfuerzos para contrarrestar el grupo musulmán sunita.

    "Si Irán no hubiese ayudado, el Estado Islámico (Da'esh, en árabe) se habría hecho con el control del Kurdistán iraquí", ha añadido Hajizadeh, en unas declaraciones a la televisión estatal.

    "Nuestro gran comandante, el general Soleimani, detuvo el avance de el Estado Islámico con 70 personas y no fueron capaces de entrar en Arbil" ha añadido, refiriéndose a la capital de la región autónoma kurda de Irak.

    Hasta la fecha, los líderes iraníes, con vínculos tanto con el gobierno iraquí como con una serie de milicias musulmanas chiítas iraquíes, habían dicho que les ayudarían a defender los santuarios chiítas en Irak si fuese necesario, pero también han afirmado que los iraquíes son capaces de hacer ese trabajo por sí mismos.

    El Estado Islámico acusan a los chiítas de herejes y consideran que merecen la muerte, hasta el punto de filmar a sus combatientes matando a tiros a los prisioneros chiítas a medida que avanzaba su ofensiva. Chiítas iraníes e iraquíes ven a este grupo terrorista como una amenaza existencial.

    Para leer más