4 de diciembre de 2020
31 de octubre de 2020

El Consejo de Seguridad de la ONU renueva el mandato de la misión internacional en Sáhara Occidental un año más

El Consejo de Seguridad de la ONU renueva el mandato de la misión internacional en Sáhara Occidental un año más
Protesta en favor de la autodeterminación del Sáhara Occidental en Madrid - JESUS HELLIN / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

La región sigue sin enviado especial después de año y medio

MADRID, 31 Oct. (EUROPA PRESS) -

El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas ha aprobado este viernes la renovación por un año más del mandato Misión de Naciones Unidas para el Referéndum en el Sáhara Occidental (MINURSO) y ha enfatizado la necesidad de designar cuanto antes un enviado especial, ya que la región carece de uno desde que en mayo de 2019 dimitiese Horst Koehler.

A través de la aprobación de la resolución 2548, el Consejo de Seguridad ha destacado que el esfuerzo de la MINURSO durante esta prórroga, hasta el 31 de octubre de 2021, irá encaminado a "encontrar puntos de convergencia que conduzcan a una solución realista, viable y duradera" aceptada por ambas partes.

La resolución, redactada por Estados Unidos, que ha sido adoptada con 13 votos a favor y dos abstenciones --Rusia y Sudáfrica--, exhorta a las partes a reanudar las negociaciones "sin condiciones previas y de buena fe", según señala el comunicado emitido después de la reunión virtual que han mantenido los miembros del Consejo de Seguridad.

El Consejo, por otra parte, ha solicitado al secretario general de la ONU, António Guterres, celebrar reuniones periódicas informativas sobre el estado de las negociaciones durante el período del mandato, tras remarcar la necesidad de respetar "plenamente" los acuerdos militares concertados hasta el momento con la MINURSO en relación a el alto el fuego.

Esta semana, ante la expectativa de la renovación del mandato, se han dado protestas para llamar la atención sobre la falta de avances sobre el terreno. Grupos saharauis han protagonizado varias movilizaciones, principalmente en el paso fronterizo de Guerguerat, que conecta con Mauritania.

La MINURSO se estableció en 1991 como instrumento de vigilancia para el alto el fuego entre las fuerzas de Marruecos y las del Frente Polisario, que controla la autoproclamada República Árabe Saharaui Democrática (RASD). Su objetivo último, contemplado incluso en el nombre de la misión, era la celebración de un referéndum que permitiese resolver la disputa territorial.

Casi tres décadas después, sin embargo, la situación sigue prácticamente igual. Durante la etapa de Koehler como enviado especial, se efectuó un tímido intento de acercar de nuevo a las partes, con dos reuniones en Ginebra --en diciembre de 2018 y marzo de 2019-- en las que de nuevo quedó en evidencia que Rabat no contempla más que una autonomía limitada y el Polisario no desiste en su reivindicación de la plena independencia.

En este sentido, el Consejo ha invitado a Marruecos, el Frente Polisario, Argelia y Mauritania, que actuaban como observadores, ha retomar las reuniones con el mismo formato para lograr "una solución política justa, duradera y mutuamente aceptable que prevea la libre determinación del pueblo del Sáhara Occidental".

El expresidente alemán dimitió en mayo de 2019 y, con esta salida, atribuida a razones de salud, se aparcó esta inédita iniciativa de acercamiento, que contó con Argelia y Mauritania como observadores. Durante este último año se han sucedido las especulaciones en torno al nombre del sucesor de Koehler, pero desde la oficina de quien debe nombrarlo, el secretario general de la ONU, António Guterres, guardan silencio.

El líder Frente Polisario, que controla la autoproclamada República Árabe Saharaui Democrática (RASD), Brahim Gali, ha defendido que el movimiento hace "todo lo posible" para "calmar la situación", en medio de los "crecientes y legítimos sentimientos de ira y descontento del pueblo saharaui ante el incumplimiento de la MINURSO a sus obligaciones después de 29 años de su despliegue".

No obstante, ha apuntado que "nadie debe esperar del Frente Polisario que impida a los ciudadanos saharauis ejercer sus derechos legítimos de manifestarse pacíficamente y oponerse a la ocupación marroquí".

Para leer más