21 de marzo de 2019
11 de marzo de 2010

Dimite la directora de la Oficina Nacional de Emergencias por los errores de gestión cometidos tras el terremoto

SANTIAGO, 11 Mar. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

La directora de la chilena Oficina Nacional de Emergencia del Ministerio del Interior (Onemi), Carmen Fernández, anunció este miércoles su renuncia al cargo tras las críticas que han recibido tanto ella como el organismo tras los devastadores efectos del terremoto de 8,8 grados Richter que afectó al país el pasado 27 de febrero.

Fernández, quien ha debido explicar públicamente una serie de equivocaciones que agravaron la emergencia, como errores en las alertas de tsunami en la zona afectada, errores en el recuento de muertos y desaparecidos y falta de equipos y sistemas de comunicación que agravaron la situación tras el seísmo, dijo ser víctima de presiones por parte de la prensa local.

Asimismo, criticó que tanto las autoridades como los medios de comunicación hayan iniciado la búsqueda de responsables de los errores, que según Fernández provocaron un considerable aumento en el número de muertos.

"Si aquí hay una búsqueda de culpables creo que estamos mal como país", explicó la dimitida directora, a quien, en el inicio de la emergencia y antes de que se conocieran los citados errores, el presidente entrante Sebastián Piñera le había pedido que se quedara en el cargo, ofrecimiento que más tarde le retiró.

Sobre las críticas a su gestión, explicó que "ningún país está en

condiciones de enfrentar en un 100 por ciento una catástrofe durante los primeros minutos. Ninguno, ni siquiera Estados Unidos".