13 de noviembre de 2019
  • Martes, 12 de Noviembre
  • 11 de abril de 2019

    EEUU apoya una transición liderada por civiles "en un periodo menor" a los dos años anunciados por el Ejército de Sudán

    EEUU apoya una transición liderada por civiles "en un periodo menor" a los dos años anunciados por el Ejército de Sudán
    REUTERS / MOHAMED NURELDIN ABDALLAH - ARCHIVO

    MADRID, 11 Abr. (EUROPA PRESS) -

    El Gobierno de Estados Unidos ha recalcado este jueves que la población de Sudán debe ver satisfecha su demanda de una transición encabezada por civiles "en un periodo menor" a los dos años anunciados por el ministro de Defensa tras el golpe de Estado que ha derrocado a Omar Hasán al Bashir.

    "El pueblo sudanés debe determinar quién les lidera en el futuro. El pueblo sudanés ha sido claro en reclamar una transición liderada por civiles. Debe permitírsele en un periodo menor a dos años", ha dicho el portavoz del Departamento de Estado Robert Palladino.

    Así, ha resaltado que "Estados Unidos apoya firmemente un Sudán pacífico y democrático", y ha reclamado a las "autoridades de transición" que "ejerzan la contención y permitan espacio para la participación civil en el Gobierno".

    "Aplaudimos al pueblo de Sudán por su resiliencia y compromiso con la no violencia mientras expresan su demanda legítima por un gobierno inclusivo y representativo que respete y proteja los Derechos Humanos", ha incidido.

    En este sentido, ha recordado que "el pueblo sudanés pide una transición a un sistema político inclusivo y con mayor legitimidad" y ha reiterado que "las autoridades deben responder y dar un plan creíble para esta transición".

    Palladino, que ha declinado definir lo ocurrido como un golpe de Estado, ha sostenido que se trata de "un momento histórico para el pueblo de Sudán". "La gente ha expresado claramente su opinión sobre que quiere un nuevo gobierno inclusivo y representativo", ha explicado.

    Asimismo, ha anunciado la suspensión de las reuniones previstas con representantes del Gobierno de Sudán, si bien ha afirmado que Washington "sigue abierto a contactos que apoyen progresos significativos en asuntos clave de interés mutuo con líderes que quieran responder a las demandas legítimas de la población".

    De esta forma, ha incidido en que las autoridades estadounidenses apoyan "que la voluntad de la población (sudanesa) se haga realidad lo antes posible", ante las repetidas preguntas sobre si Washington respalda al nuevo consejo militar nombrado al frente del país africano.

    Por otra parte, y en referencia a las acusaciones contra Al Bashir por crímenes de guerra en Darfur, ha dicho que las víctimas "merecen justicia" y ha añadido que "la rendición de cuentas es esencial para lograr una paz estable y duradera".

    "Estados Unidos sigue pidiendo que los responsables de los crímenes horribles cometidos en Darfur rindan cuentas por sus acciones", ha zanjado Palladino.

    Estados Unidos y otros cinco países --Alemania, Francia, Reino Unido, Polonia y Bélgica-- han reclamado al Consejo de Seguridad de naciones Unidas una reunión para abordar la asonada en Sudán, según fuentes diplomáticas citadas por la agencia alemana de noticias DPA.

    EL GOLPE

    El ministro de Defensa y vicepresidente de Sudán, Awad Mohamed Ahmed Ibn Auf, ha confirmado este mismo jueves el arresto de Al Bashir, la suspensión de la Constitución y la creación de un consejo militar que dirigirá el país durante los próximos dos años.

    "Anuncio, en calidad del ministro de Defensa, la caída del régimen y la detención en un lugar seguro de su jefe", ha desvelado en un mensaje televisado, en el que ha asegurado que habrá "elecciones libres y justas" cuando se complete el periodo de transición de dos años.

    Ibn Auf, nombrado vicepresidente por Al Bashir el pasado febrero, será quien encabece el comité militar. Antiguo jefe de la Inteligencia militar, el general también ha sido jefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas sudanesas.

    Además, ha indicado el ministro de Defensa sudanés, se ha declarado el estado de emergencia durante tres meses e impuesto el toque de queda durante el próximo mes entre las 22.00 y las 4.00 horas, a lo que se suma el cierre del espacio aéreo durante 24 horas y los pasos fronterizos hasta nuevo aviso.

    El Ejército ha terminado así por forzar la salida de Al Bashir, tras casi cuatro meses de protestas contra el mandatario --en el poder desde 1989--, durante las que varias decenas de manifestantes han muerto y miles de ellos han sido detenidos en todo el país.

    En respuesta, la Unión Africana ha dicho que el golpe de Estado militar en Sudán "no es la respuesta apropiada a los desafíos" y ha pedido a todas las partes implicadas "que ejerzan la calma y la máxima contención y respeten los derechos de los ciudadanos, nacionales extranjeros y la propiedad privada, en interés del país y su pueblo".

    El secretario general de Naciones Unidas, António Guterres, ha hecho también un llamamiento a la "calma" y la "máxima contención" y ha expresado su deseo de que "las aspiraciones democráticas del pueblo sudanés sean satisfechas a través de un proceso de transición apropiado e inclusivo".

    Para leer más