25 de junio de 2019
13 de junio de 2019

El expresidente sudanés Al Bashir, acusado de corrupción

El expresidente sudanés Al Bashir, acusado de corrupción
REUTERS / MOHAMED NURELDIN ABDALLAH - ARCHIVO

MADRID, 13 Jun. (EUROPA PRESS) -

La Fiscalía de Sudán ha anunciado este jueves que la investigación contra el depuesto presidente Omar Hasán al Bashir se ha completado y el antiguo mandatario será acusado de delitos corrupción, según informa la agencia estatal de noticias SUNA.

La investigación contra el exmandatario la ha realizado la Fiscalía Anticorrupción y Al Bashir será acusado de "riqueza sospechosa y cruel", por la posesión de divisas extranjeras y por "las órdenes de emergencia", según la agencia estatal, que no da más detalles.

Al Bashir, que gobernó Sudán desde el golpe de Estado militar de 1989, fue depuesto a su vez por el Ejército el pasado 11 de abril tras semanas de protestas en su contra. Actualmente, se encuentra encarcelado en una prisión de Jartum.

La junta militar que gobierna el país desde su salida prometió que actuaría en contra de los miembros del régimen anterior en caso de haber cometido delitos y también han sido detenidos otros altos cargos bajo el mandato de Al Bashir.

Pese a la marcha de Al Bashir, las protestas no cesaron y se mantuvo la sentada de miles de personas frente al Ministerio de Defensa en Jartum. El Consejo Militar de Transición decidió entonces entablar un diálogo con los manifestantes y la oposición, aglutinados en torno a la Declaración de la Libertad y las Fuerzas del Cambio, para acordar la transición hacia un gobierno civil.

Inicialmente, la junta militar se dio de plazo dos años para la celebración de elecciones y el traspaso de poderes, pero los manifestantes, con la Asociación de Profesionales de Sudán (SPA) a la cabeza, así como las principales fuerzas opositoras se opusieron, rechazaron este plazo y exigieron la creación de un órgano de gobierno para el periodo de transición.

Las negociaciones se estancaron y el pasado 3 de junio las fuerzas de seguridad procedieron a asaltar la acampada en Jartum, dejando al menos 61 muertos, según el balance del Gobierno, y 113 según una organización de médicos afín a la oposición. Como consecuencia, la SPA llamó a la desobediencia civil durante el fin de semana y la Unión Africana suspendió a Sudán como miembro hasta que haya una traspaso de poderes a una autoridad civil.

La visita el viernes pasado del primer ministro etíope, Abiy Ahmed, quien se reunió con el líder de la junta y con representantes de la oposición rebajó la tensión en cierta medida. Este martes, el enviado especial de Etiopía a Sudán, Mahmud Dirdir, anunció que la junta y la oposición han acordado reiniciar las conversaciones sobre la formación del Consejo Soberano de Transición.

Este jueves, en emisario de la Unión Africana, Mohamed al Hassan Labbat, también ha informado de progresos en sus contactos mantenidos en Jartum y se ha mostrado "cautamente optimista", según informa SUNA.

Según la explicado, se ha formado un equipo africano para que colabore con Abiy que ya está realizando esfuerzos, si bien no ha entrado en detalles. Labbat ha indicado que la misión de la UA ha redoblado sus esfuerzos y que mantiene el diálogo con todas las partes por separado, animándolas de que "superen los obstáculos".

Contador

Para leer más


Lo más leído en Internacional