21 de enero de 2020
7 de diciembre de 2019

Fracasa una nueva reunión entre EEUU y Corea del Sur para renegociar su acuerdo de defensa

Fracasa una nueva reunión entre EEUU y Corea del Sur para renegociar su acuerdo de defensa
Infantes de marina EE.UU. Y Corea del Sur participan en un simulacro de aterrizaje conjunta operación Unidos y Corea del Sur en Pohang - KIM HONG-JI / REUTERS - ARCHIVO

SEÚL, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

La última ronda de negociaciones entre Corea del Sur y EEUU para remodelar el actual acuerdo conjunto de defensa han terminado en fracaso por la obstinación de Washington en incrementar el coste de la participación de Seúl a la hora de pagar la "factura" del pacto, según ha explicado el negociador surcoreano Jeong Eun Bo.

Termina así una cuarta ronda de conversaciones sobre la renegociación del despliegue de los 28.500 soldados de las Fuerzas Armadas Estadounidenses en Corea del Sur (USFK, según sus siglas en inglés), bajo el pacto, llamado Acuerdo de Medidas Especiales (SMA).

"En este momento, estamos en una situación donde necesitamos continuar reduciendo nuestras diferencias. No es que hayamos alcanzado un resultado concreto", ha lamentado Jeong tras el fin de las conversaciones, en declaraciones recogidas por la agencia oficial de noticias Yonhap.

EEUU ha pedido a Corea del Sur una contribución de 5.000 millones de dólares, cinco veces más que la actual, para cubrir los gastos relacionados con los ejercicios militares combinados de los aliados y apoyos para las familias de las tropas de las USFK.

Con su aportación, Corea del Sur costea los salarios de los contratistas surcoreanos que trabajan a las órdenes de las Fuerzas de Estados Unidos en Corea, la construcción de instalaciones militares y otras formas de apoyo dentro de un acuerdo que comenzó su andadura en 1991.

Sin embargo, buena parte de la población considera que esta subida es intolerable y ha expresado su disconformidad durante los últimos meses. En octubre, la Policía tuvo que detener a 19 estudiantes después de que algunos de ellos comenzaran a trepar por la Embajada de Estados Unidos en Corea del Sur para protestar contra la presencia militar norteamericana en el país. Los universitarios pertenecían a un grupo autoproclamado como "progresista" y simpatizante del líder de Corea del Norte, Kim Jong Un.

Jeong ha reiterado la postura de Corea del Sur de que las negociaciones deberían proceder estrictamente bajo el marco del SMA, que estipula que Seúl pague parcialmente los costos de los empleados surcoreanos contratados por las USFK, la construcción de instalaciones militares y el apoyo logístico.

Las conversaciones se acelerarán en los próximos días antes de que expire la fecha límite del acuerdo actual, a finales de este año.

Para leer más