29 de noviembre de 2020
27 de octubre de 2020

Francia pide cautela a sus ciudadanos en varios países musulmanes por la polémica por las caricaturas de Mahoma

Francia pide cautela a sus ciudadanos en varios países musulmanes por la polémica por las caricaturas de Mahoma
Una protesta en Irak contra el presidente de Francia, Emmanuel Macron, por sus declaraciones sobre las caricaturas de Mahoma - AMEER AL MOHAMMEDAW/DPA

MADRID, 27 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Francia ha emitido este martes alertas a sus ciudadanos que vivan o viajen a varios países de mayoría musulmana debido al incremento de las tensiones por la publicación de caricaturas de Mahoma y las declaraciones del presidente francés, Emmanuel Macron, al respecto.

El Ministerio de Exteriores ha señalado en su página web que las advertencias de viaje afectan a Mauritania, Irak, Bangladesh, Indonesia, Turquía, Kuwait, Bahréin, Tanzania y Sudán. "Se recomienda mostrar la mayor vigilancia, en particular durante los desplazamientos y en lugares frecuentados por turistas y expatriados", ha manifestado.

"Conviene evitar las zonas donde se celebren manifestaciones y permanecer al margen de cualquier reunión, así como seguir las consignas de la Embajada o el consulado francés competente", ha señalado, antes de recordar que ha habido llamamientos al boicot de los productos franceses y convocatorias de protestas contra el país.

El presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, se sumó el lunes al llamamiento al boicot de los productos franceses, citando una "hostilidad contra el islam", después de cuestionar la "salud mental" de Macron. "La hostilidad con el islam se ha convertido en política en algunos países europeos, apoyada a los más altos niveles", criticó.

Macron prometió la semana pasada no "renunciar a la publicación de las caricaturas" de Mahoma, tras la decapitación de un profesor que las mostró durante una clase. El asesinato de Samuel Paty ha conmocionado a Francia, donde más de 250 personas han muerto en ataques perpetrados por islamistas extremistas durante los últimos años.

Durante la jornada del viernes, las caricaturas fueron proyectadas en varios edificios públicos, desencadenando una oleada de críticas por parte de los países de mayoría musulmana y el llamamiento a un boicot a los bienes franceses en respuesta a las declaraciones de Macron.

A las críticas internacionales se han sumado países como Pakistán, que el lunes convocó al embajador francés para trasladar su protesta, Argelia, Marruecos, Arabia Saudí, Jordania, Irán, Qatar o Libia. Asimismo, en diversos países se han sucedido los llamamientos para celebrar protestas contra Macron y denunciar la islamofobia.

Así, el Gobierno de Irán ha convocado durante la jornada al encargado de negocios francés en Teherán, Florent Aydalot, para trasladar su queja por las caricaturas "profanas", según un comunicado publicado por el Ministerio de Exteriores iraní a través de su página web.

"Cualquier insulto y falta de respeto al profeta Mahoma y los valores puros del Islam, por parte de cualquier individuo en cualquier cargo, es condenado y rechazado firmemente", ha dicho el subdirector general para Asuntos Europeos del Ministerio, quien ha cargado contra los que "azuzan las llamas de la islamofobia y el odio".

"La reacción insensata de funcionarios franceses a las acciones de extremistas que cometen actos de violencia en nombre del Islam sólo allanará el camino para el crecimiento de tendencias desviadas y alejadas de la fe divina, que únicametne promete tolerancia, racionalidad, paz y búsqueda de justicia", ha remachado.

"CARICATURAS OFENSIVAS"

Por su parte, el Ministerio de Exteriores saudí ha condenado "las caricaturas ofensivas de Mahoma o de cualquier otro mensajero de Dios" y ha denunciado "todos los actos de terrorismo, independientemente de quién los cometa", tal y como ha recogido la agencia estatal saudí de noticias SPA.

"La libertad de expresión y cultura debe ser un faro de respeto, tolerancia y paz que rechaza las prácticas y actos que generan odio, violencia y extremismo y que son contrarios a los valores de coexistencia y respeto mutuo entre los pueblos del mundo", ha zanjado.

El vice primer ministro y ministro de Exteriores de Jordania, Ayman Safadi, trasladó el lunes a la embajadora francesa en Amán, Véronique Vouland, el "profundo resentimiento" de las autoridades por la publicación de las caricaturas y sostuvo que las ofensas a símboloso religiosos azuza el odio, la violencia y el extremismo, según un comunicado de su cartera recogido por 'The Jordan Times'.

En este contexto, alrededor de 3.000 personas se han manifestado este martes en la capital de Bangladesh, Dacca, y han marchado hacia la Embajada francesa para protestar por las palabras de Macron, tal y como ha recogido la agencia alemana de noticias DPA.

Shahidul Kabir, uno de los organizadores, ha cifrado en 50.000 los participantes en la protesta, en la que han sido quemadas banderas francesas y efigies de Macron. "Debemos cortar las relaciones diplomáticas por las palabras de su presidente desautorizando al profeta", ha dicho Rezaul Karim, jefe del partido Islami Shahsantantra Andolon, otro de los organizadores de la protesta.

Para leer más