3 de marzo de 2021
23 de diciembre de 2014

El Gobierno de Tanzania destituye a un alto cargo del Ministerio de Energía acusado de corrupción

DODOMA, 23 Dic. (Reuters/EP) -

El Gobierno del presidente de Tanzania, Jakaya Kikwete, ha destituido este martes a un alto cargo del Ministerio de Energía, Eliakim Maswi, el tercer político implicado en un escándalo de corrupción.

Maswi, secretario permanente en el Ministerio de Energía y Minerales, ha sido suspendido un día después de que Kikwete destituyera a otro alto cargo del Ministerio por acusaciones de corrupción.

"El Secretario ha suspendido temporalmente a Eliakim Maswi para permitir que se investiguen las acusaciones de corrupción contra él", ha informado la Presidencia de Tanzania en un comunicado.

Maswi se encuentra entre los altos cargos acusados por el Parlamento en noviembre de autorizar transferencias fraudulentas de al menos 122 millones de dólares (más de 100 millones de euros) provenientes de fondos públicos a una empresa privada.

Tras estas acusaciones, 12 donantes internacionales advirtieron de que solo enviarían los casi 500 millones de dólares (más de 410 millones de euros) presupuestados para apoyar a Tanzania si se hacía pública una investigación y se tomaban medidas contra los acusados.

El pasado lunes, Kikwete anunció la destitución de la ministra de Tierras, Vivienda y Desarrollo, Anna Tibaijuka, por aceptar el pago de 2 millones de dólares (800.000 euros) por parte de un empresario relacionado con la trama de corrupción.

El 17 de diciembre, el fiscal general, Frederick Werema, fue el primer político en dimitir por el escándalo. Altos cargos del Gobierno han negado malas prácticas en la transferencia.

Los fondos provienen de una cuenta bancaria controlada por la empresa estatal TANESCO y la independiente IPTL, y se transfirieron a la Pan American Power (PAP), a la que pertenece IPTL, en 2013.

Aunque Kiktwete ordenó la apertura de la investigación, ha defendido la transferencia, cuyos informes se enviaron al Parlamento en noviembre, ya que, según ha dicho, no hubo malas prácticas por parte del Gobierno en el acuerdo, que PAP considera legal.

El ministro de Energía, Sospeter Muhongo, está siendo investigado por su papel en el escándalo. Kikwete ha dicho que tomará medidas tras las conclusiones.

Se cree que Tanzania cuenta con más de más de un billón de metros cúbicos de reservas de gas en la costa del sur, aunque su sector energético se ha debilitado por las acusaciones de corrupción.

Para leer más