4 de agosto de 2020
19 de mayo de 2010

Imponen el toque de queda

MADRID, 19 May. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades de Kirguistán declararon este miércoles el estado de emergencia en la región de Jalalabad, en el sur del país, después de una serie de incidentes violentos entre miles de kirguises y uzbekos en los que han muerto dos personas y otras 71 han resultado heridas, según informó el portal de noticias '24'.

Los kirguises son la etnia mayoritaria de Kirguistán, un país de 5,3 millones de habitantes, de los cuales el 69,6 por ciento pertenecen a esta comunidad. Los uzbekos constituyen un 14,5 por ciento de la población y los rusos un 8,4 por ciento. Sin embargo, en el sur las fracciones están más igualadas, con un 40 por ciento de uzbekos en la región de Jalalabad, de un millón de habitantes, y un 50 por ciento en la región de Osh.

El toque de queda en la zona sur de Kirguistán coincide con la traspaso de los poderes presidenciales a Rosa Otunbayeva, que ocupará de forma provisional la jefatura de Estado hasta diciembre de 2011, según un decreto del Gobierno interino citado por la agencia rusa RIA Novosti.

El documento nombra a Otunbayeva presidenta provisional y, además, contempla la posibilidad de convocar un referéndum al respecto en todo el país.