27 de noviembre de 2020
13 de junio de 2007

Irak.- La mayoría de las unidades militares iraquíes enviadas a Bagdad sólo disponen del 75% de los soldados asignados

WASHINGTON, 13 Jun. (EP/AP) -

La mayoría de las unidades militares iraquíes que están llegando a Bagdad para apoyar el sistema de seguridad desarrollado por el Ejército de Estados Unidos sólo disponen del 75 por ciento de los soldados asignados, ya que uno de cada seis policías iraquíes entrenados por los norteamericanos ha muerto o resultado herido, ha desertado o simplemente ha desaparecido, según informó un general estadounidense.

El lento desarrollo de las fuerzas de seguridad iraquíes y los continuos hechos de violencia incrementan las dudas acerca de que el país pueda mantenerse por sí solo y cuáles serán las consecuencias ante un posible repliegue de las tropas estadounidenses.

En una evaluación de la que se mostró cautelosamente optimista, el general Martin Dempsey señaló en una rueda de prensa en el Pentágono que las fuerzas de seguridad iraquíes están mejorando en destreza y compromiso con los objetivos, pero subrayó que deberán ser ampliadas el próximo año para llenar los vacíos de las unidades en Bagdad.

Basándose en un informe de las fuerzas iraquíes, Dempsey señaló recientemente se ha llegado a la conclusión de que las tropas iraquíes deberían incrementarse a otras 20.000 este año, hasta un total de 390.000 soldados y policías. Además, los comandantes estadounidenses ven necesario otro aumento para 2008, aunque no mencionó ninguna cifra.

Según explicó Dempsey, el incremento de 2008 será tomado en consideración debido a la continua violencia y al hecho de que "en algún momento deberemos preparar un repliegue de las fuerzas estadounidenses y deberemos construir el Ejército iraquí".

Preguntado acerca de los planes anunciados por Dempsey sobre otro incremento de las fuerzas iraquíes, el secretario de Defensa, Robert Gates, señaló a los periodistas que viajan con él a Alemania que "sólo es una valoración realista basada en las condiciones sobre el terreno" en Irak.

"La necesidad de fuerzas adicionales, estos pronósticos no están, en mi opinión, escritos en piedra. Son estimaciones que ellos esperan que vamos a necesitar", explicó, al tiempo que remarcó que no le sorprenden las declaraciones del general.