4 de diciembre de 2020
25 de enero de 2007

Irak.- Uno de los vicepresidentes iraquíes condiciona la paz en Irak a la estabilización de la capital

DAVOS, 25 Ene. (EP/AP) -

Uno de los dos vicepresidentes iraquíes, Adil Abdul Mahdi, condicionó hoy, al margen del Foro Mundial Económico que se celebra estos días en la ciudad suiza de Davos, la pacificación de Irak a la estabilización de la capital, Bagdad, por parte de las fuerzas militares estadounidenses e iraquíes. "Si podemos ganar la guerra en Bagdad, podemos cambiar en rumbo de los acontecimientos" en Irak, aseguró Mahdi en un intento de contrarrestar el escepticismo imperante en Estados Unidos y la UE de poder consolidar la pacificación del país, aún con el refuerzo de 21.500 soldados norteamericanos, anunciados por el presidente estadounidense, George W. Bush, como parte integral de su nueva estrategia para Irak.

Asimismo, Mahdi garantizó que las tropas iraquíes adicionales también se sumarán a la nueva operación de contención de la violencia en Bagdad, según lo prometido por el Ejecutivo del primer ministro, Nuri al Maliki, quien se comprometió a reforzar el contingente iraquí en Bagdad hasta alcanzar los 12.000 efectivos en la capital.

En este sentido, el vicepresidente iraquí aseguró que las tropas iraquíes son, en la actualidad, más maduras y que, por lo tanto, podrán atender a sus compromisos adquiridos en cuanto a volumen de efectivos según lo previsto.

No obstante, advirtió de la necesidad de darse un tiempo para erradicar las divisiones interconfesionales, entre musulmanes suníes y chiíes, a pesar de la presión que ejerce la Administración estadounidense para acelerar la transferencia de responsabilidades a las fuerzas iraquíes. "Como iraquíes, no vemos otra esperanza que la de vencer", subrayó, si bien, aclaró que el éxito "llevará su tiempo".