10 de abril de 2020
5 de octubre de 2018

Juncker insta a decidir sanciones de la UE por mayoría cualificada y no por unanimidad

Juncker insta a decidir sanciones de la UE por mayoría cualificada y no por unanimidad
REUTERS / LISI NIESNER

BRUSELAS, 5 Oct. (EUROPA PRESS) -

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, ha defendido este viernes la necesidad de que las sanciones de la Unión Europea (UE) a terceros países puedan decidirse por mayoría cualificada y no por unanimidad, requerida en la actualidad, algo que frena o dificulta la acción a 28, "pronto 27", por diferencias entre países, por ejemplo en el caso de Venezuela.

"No podemos permitir acompañar sanciones contra Venezuela con discursos porque algunos Estados miembro ven las cosas diferente. Esto no contribuye a nuestra credibilidad", ha defendido Juncker en un discurso sobre política exterior en Viena, en alusión a las declaraciones con las que los 28 han acompañado las sanciones --abanderadas por el anterior Gobierno español del PP-- contra dirigentes del régimen de Nicolás Maduro por la represión de la oposición para dejar claro que eran "reversibles" si la situación evoluciona sobre el terreno. Ello para acomodar las reticencias de países como Portugal y Grecia a imponer un castigo a Caracas.

"Por eso creemos firmemente que debemos decidir por mayoría cualificada en política exterior", ha esgrimido el ex primer ministro luxemburgués, dejando claro que abandonar la norma de la unanimidad "no es un ataque a la soberanía nacional" sino "un aumento de la soberanía europea que necesitamos desesperadamente".

"El principio de la unanimidad nos bloquea", ha alertado. "Necesitamos poder actuar en asuntos exteriores", ha justificado, dejando claro que es "lamentable", por ejemplo, que "un Estado miembro impida" al bloque en su conjunto denunciar "violaciones de Derechos Humanos en China" en Ginebra. "Nos hace más débiles a ojos del mundo. Tenemos que cambiar esto", ha incidido.

Juncker ha recordado en este sentido que el Tratado de Lisboa prevé "explícitamente" que "ciertas áreas de la política exterior" se decidan en el futuro por mayoría cualificada y no unanimidad si lo deciden "unánimemente" los jefes de Estado y de Gobierno, en base a la llamada "cláusula puente" del Tratado.

El Ejecutivo comunitario quiere que además de la aplicación de sanciones de la UE se decida por mayoría cualificada la respuesta colectiva a ataques a los Derechos Humanos y el lanzamiento de misiones de seguridad y defensa.

REFORZAR EL MULTILATERALISMO Y LIBRE COMERCIO

En un mundo donde "las normas tradicionales están siendo abandonadas, las alianzas tradicionales se han vuelto frágiles y nuevas alianzas están emergiendo", Juncker ha apostado por reforzar la presencia de la Unión a nivel global y ha defendido el interés de los europeos de fomentar el multilateralismo cuestionado por la Administración de Donald Trump y cooperar "lo más estrechamente posible" con la ONU.

Juncker ha asegurado que no es verdad que EEUU asuma el mayor coste de la ONU como dijo Trump en la Asamblea General de la ONU. "No somos nosotros. La Unión Europea representa el 30% del presupuesto regular de la ONU", ha remachado, al tiempo que ha recordado que el bloque también es el mayor donante de ayuda al desarrollo, que el año pasado alcanzó los 75.000 millones de euros, combinando la ayuda europea y de los Veintiocho, al tiempo que ha puesto en valor la importancia de sellar acuerdos de libre comercio con terceros.

ÁFRICA, BALCANES Y RUSIA

El jefe del Ejecutivo comunitario también ha defendido la importancia de las relaciones con el continente africano y de la perspectiva de adhesión de los Balcanes.

"Si robamos a los Balcanes occidentales de las perspectivas de adhesión, en este entorno muy complejo en Europa (*) Más pronto que tarde experimentaremos lo que experimentamos en los Balcanes en los 90", ha avisado.

Juncker también se ha referido a las relaciones con Rusia, muy deterioradas por la intervención rusa en Ucrania, las continuas acusaciones de ciberataques, campañas de desinformaciones e injerencias en procesos electorales,

"A pesar de todos los problemas (*) No podemos olvidar que somos vecinos y que sólo podemos diseñar una arquitectura de seguridad permanente en cooperación de Moscú", ha defendido.

Para leer más