3 de diciembre de 2020
25 de enero de 2007

Más de mil personas pierden sus viviendas por las fuertes lluvias en la selva del centro de Perú

Más de mil personas pierden sus viviendas por las fuertes lluvias en la selva del centro de Perú

LIMA, 25 Ene. (EUROPA PRESS) -

Más de mil personas perdieron sus viviendas en los últimos días debido a las fuertes lluvias que se se produjeron en dos poblaciones de la selva en el centro de Perú. El Gobierno decretó hoy el estado de emergencia en dos localidades por las inundaciones y los derrumbes registrados.

Según informes de Defensa Civil, las inundaciones provocaron la muerte de cinco personas después de que fueran arrastradas por un deslizamiento de tierra que tuvo lugar el lunes de madrugada en la población de San Ramón, a casi 200 kilómetros al norte de Lima. Además, hay nueve personas desaparecidas y 10 heridos y las autoridades locales afirmaron que el número de víctimas es aún incierto ya que fueron informadas de la ausencia de "muchas familias" en la zona, según recoge la prensa local.

Defensa Civil afirmó que más de 4.000 personas están afectadas por las lluvias y que al menos mil perdieron sus casas.

El Gobierno peruano declaró hoy la emergencia en las localidades del departamento de Junín (San Ramón y Vítoc), tras considerar que resultaron "gravemente afectadas por fuertes lluvias e inundaciones que han producido daños materiales, destrucción y numerosas pérdidas de vidas".

Según el informe difundido por 'RPP Noticias', son 232 las familias damnificadas y 239 las familias afectadas; es decir que 1.049 personas sufrieron las intensas lluvias de los últimos días.

El estado de emergencia tendrá una duración inicial de 30 días y supone que se intensificarán las acciones por parte de los organismos estatales para solucionar los problemas de los afectados y para rehabilitar las vías de comunicación. Desde finales de 2006 las lluvias en Perú dejaron más de 36 mil damnificados, según Defensa Civil.

TONELADAS DE AYUDA

El ministerio de la Mujer expuso hoy que desde diciembre de 2006 y el pasado domingo el organismo repartió más de 90 toneladas de alimentos en las zonas de Huánuco, San Martín, y en poblaciones de Huancavelica, Apurimac y La Libertad, todas afectadas por las inundaciones.

Según aseguró la ministra de la Mujer, Virginia Borra, se expidieron dos decretos supremos por los que se facilitarán mecanismos de diversos sectores, a través de los cuales varios sectores del Estado podrán hacer operativo el apoyo para las regiones afectadas, informó el diario 'El Comercio de Lima'.

El primero de estos decretos servirá para dar facilidades económicas a los damnificados para la compra de productos o insumos necesarios, como medicinas, fumigación combustible, entre otros. El segundo de los decretos declara la emergencia de los distritos de San Ramón y Vitoc en Chanchamayo.

El ministerio de Salud, por su parte, dispuso en la zona cuatro hospitales de campaña. El ministerio de Transportes está abriendo las minas y la empresa minera de Vitoc puso a disposición su maquinaria para abrir las vías de comunicación y facilitar el acceso a la zona afectada.

"El Estado se ha hecho presente en las zonas de emergencia y continuará haciéndolo a través de los sectores", subrayó Borra tras indicar que en el marco de la política de prevención que viene aplicando el Estado, el Ministro de Educación, preocupado por el inicio de clases el 1 de marzo, se prepara para llevar a los damnificados módulos prefabricados de colegios para instalarlos cuando cesen las lluvias.