16 de diciembre de 2019
  • Domingo, 15 de Diciembre
  • 11 de septiembre de 2019

    Ministro de Exteriores de Filipinas rechaza la investigación de la ONU y llama "bastardos" a sus expertos

    Ministro de Exteriores de Filipinas rechaza la investigación de la ONU y llama "bastardos" a sus expertos
    El secretario de Exteriores de Filipinas, Teodoro Locsin - REUTERS / PIROSCHKA VAN DE WOUW - ARCHIVO

    MANILA, 11 Sep. (Reuters/EP) -

    El ministro de Asuntos Exteriores de Filipinas, Teodoro Locsin, ha rechazado este miércoles cooperar con la misión de investigación del Consejo de Derechos Humanos sobre su campaña de guerra contra la droga, que ha acabado con la vida de más de 6.000 personas, al tiempo que ha llamado "bastardos" a los expertos encargados de estas indagaciones.

    El Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas aprobó en julio una misión para investigar sobre el terreno la campaña de guerra contra las drogas puesta en marcha en 2016 por el presidente de Filipinas, Rodrigo Duterte, que ha acabado con la vida de al menos 6.700 personas en el marco de operaciones policiales por la supuesta resistencia a la autoridad de sospechosos de tráfico y consumo de estupefacientes.

    Las organizaciones y grupos de defensa de los Derechos Humanos denuncian que la mayoría de las personas abatidas por los agentes son drogadictos con pocos recursos económicos y personas que han muerto por disparos en extrañas circunstancias, pero el Gobierno defiende la actuación de la Policía.

    Preguntado en una entrevista en televisión sobre si permitirá que los investigadores enviados por el Consejo de Derechos Humanos realicen su trabajo en Filipinas, el secretario de Asuntos Exteriores, Teodoro Locsin, ha dejado claro que no les autorizarán. "No porque ya han prejuzgado", ha afirmado.

    "Ya he dicho que estos bastardos, especialmente esa mujer que actúa como si fuera Alicia en el País de las Maravillas, primero juzgan y luego ya hacen el juicio. No", ha subrayado el jefe de la diplomacia filipina.

    Locsin ha hecho referencia a la relatora especial de Naciones Unidas en materia de ejecuciones extrajudiciales, sumarias o arbitrarias, Agnes Callamard, que se ha mostrado muy crítica con el presidente filipino, Rodrigo Duterte. Duterte ha llegado a amenazar con abofetearla y ha advertido de que podría poner una campaña contra la droga todavía más mortífera.

    "No, no quiero que vengan aquí y que entonces digan que todo lo que han dicho per no demostrado es cierto porque lo han visto. ¿Cómo? Van a exhumar cada cuerpo?", ha afirmado Locsin. "No, no voy a darles esa oportunidad", ha afirmado el ministro de Exteriores filipino.

    La resolución del Consejo de Derechos Humanos de Naciones Unidas fue aprobada después de que once expertos de Naciones Unidas mostraran su preocupación por la "impactante" cifra de muertes registrada en la campaña antidroga impulsada por Duterte.

    Locsin ha dicho este miércoles que el texto del Consejo de Derechos Humanos está "muerto" y es "una no resolución" porque los votos con los que fue aprobada eran menos que la suma de los votos en contra y las abstenciones.

    La oficina de Duterte ha ido aún más allá al asegurar que se trata de una resolución "repulsivamente parcial, ofensivamente reducida y mezquinamente partidista". El presidente filipino, sin embargo, todavía no ha aclarado si aceptará que los investigadores de la ONU visiten su país para analizar la guerra contra las drogas.

    Para leer más