18 de septiembre de 2019
  • Martes, 17 de Septiembre
  • 21 de julio de 2014

    Mueren nueve personas en un ataque con morteros en la ciudad de Mahmudiya

    BAGDAD, 21 Jul. (Reuters/EP) -

    Al menos nueve personas han muerto este domingo a causa de un ataque con morteros contra la localidad iraquí de Mahmudiya, ubicada al sur de Bagdad, según han informado fuentes médicas y de seguridad.

    En base a estas informaciones, ocho proyectiles de mortero han impactado cerca de una hussainía --sala de congregación para las ceremonias rituales chiíes--, sin que por el momento se conozca quién ha efectuado los disparos.

    Por otra parte, cinco milicianos voluntarios chiíes han muerto en el área de Abu Ghraib, ubicada al oeste de Bagdad, a causa de la explosión de dos bombas, según fuentes médicas y de seguridad.

    Los incidentes han tenido lugar un día después de la jornada más sangrienta de atentados en la capital desde el inicio de la ofensiva a gran escala por parte del grupo extremista Estado Islámico --antiguo Estado Islámico de Irak y el Levante (ISIS)--, con un total de 27 muertos y alrededor de 50 heridos.

    En la actualidad el Ejército y las milicias aliadas chiíes están intentando hacer retroceder a los insurgentes suníes liderados por el Estado Islámico, que ha avanzado este mes en el norte de Irak, llegando a menos de 70 kilómetros de la capital.

    Los combates han aumentado la crisis política en Bagdad, donde, tres meses después de las elecciones parlamentarias, el primer ministro interio iraquí, Nuri al Maliki, trata de formar Gobierno pese a la oposición de suníes, kurdos y algunos chiíes. Clérigos chiíes del país y las potencias occidentales, por su parte, presionan a los políticos para superar este estancamiento y luchar en un nuevo gobierno de unidad a la insurgencia.

    El Estado Islámico es una organización 'yihadista' nacida en Irak y relacionada con la red terrorista Al Qaeda. Con la sublevación en 2011 contra el régimen del presidente sirio, Bashar al Assad, el grupo penetró en Siria y desde allí ha lanzado en las últimas semanas una ofensiva que le ha permitido hacerse con el control del norte y el oeste de Irak.

    El ISIS proclamó a finales de junio el Califato Islámico y nombró califa a su líder, Abú Bakr al Baghdadi. La nueva organización se declara Estado independiente y reclama que todos los musulmanes del mundo le juren fidelidad.

    "El Estado Islámico representado por la autoridad de su pueblo en la voz de sus dirigentes, líderes y el Consejo de la Shura ha resuelto anunciar el establecimiento del Califato Islámico", explicó el portavoz del ISIS, Abú Muhammad al Adnani, según una grabación de audio recogida por la web especializada en islam radical SITE.

    Así, Al Bagdadi se ha convertido en la máxima autoridad de este Estado Islámico. "Aclaramos a los musulmanes que con esta declaración de califa tiene efecto sobre todos los musulmanes, que deberán jurar lealtad al califa Ibrahim y apoyarle", remachó el ISIS.

    Para leer más