22 de enero de 2020
  • Martes, 21 de Enero
  • 10 de diciembre de 2019

    Niña de 14 años escapa de un matrimonio forzoso y gana el oro en tiro con arco en los Juegos del Sur de Asia

    DACCA, 10 Dic. (Reuters/EP) -

    Una niña de Bangladesh de 14 años, que tras lograr escapar de un matrimonio forzoso dos años antes, ha logrado este lunes hacerse con una medalla de oro en la modalidad de tiro con arco en los Juegos del Sur de Asia que están teniendo lugar en Nepal y que supone la primera para su país.

    Tras obtener el oro junto a su equipo, Ety Khatun ha relatado como sus padres querían casarla. "Los forcé a enviarme a Dacca para participar en un campo de entrenamiento de tiro con arco", ha contado.

    Fue en la capital de Bangladesh donde la Federación de Tiro con Arco del país se percató de su potencial pese a que en un principio su estatura con respecto al resto de arqueros seleccionados le restara posibilidades. "No se esperaba mucho de ella", reconoció su entrenador Ziaul Hoque.

    Khatun, que abandonó una remota aldea en el oeste de Bangladesh, ha animado a las jóvenes de su país a seguir el camino que ella realizó cuando se reveló contra el destino que su familia y las capas más arcaicas de la sociedad habían fijado para ella.

    "Si trabajas duro, todo es posible. Si tienes miedo y te sientas, nada funcionará", ha manifestado la joven de Bangladesh, país de mayoría musulmana que cuenta con una de las tasas de matrimonio infantil más altas del mundo, según datos de Naciones Unidas.

    El país ha hecho algunos esfuerzos por prohibir esta práctica y en 2018 lanzó una aplicación telefónica para verificar digitalmente las edades de los que van a contraer matrimonio. Aún así, más de la mitad de todas las niñas están casadas antes de los 18 años.

    Antes de competir a nivel internacional, Khatun logró algunos éxitos más a nivel nacional, lo que ayudó a que sus padres dejaran de presionarla para que contrajera matrimonio. Desde entonces, la joven arquera ha asegurado que sus progenitores se han volcado con ella.

    Pese a las presiones a las que tuvo que hacer frente Khatun, ella no les guarda rencor y ha dicho que espera que el tiro con arco pueda ayudarla "a mantener a su familia y traerles paz", pues el único miembro de la familia que trabaja es su padre, cuyos problemas de salud ponen en riesgo el sostén económico de su hogar.

    Para leer más