19 de septiembre de 2019
  • Miércoles, 18 de Septiembre
  • 10 de enero de 2009

    O.Próximo.- Egipto rechaza la petición israelí de ceder territorio a las tropas extranjeras para que combatan a Hamás

    JERUSALÉN, 10 Ene. (EUROPA PRESS) -

    Los esfuerzos de Egipto para que se alcance un alto el fuego en la Franja de Gaza podrían desvanecerse después de que El Cairo rechazara la petición de Israel de impedir que los milicianos de Hamás refuercen su presencia en la frontera, según informó hoy el diario israelí 'Haaretz'.

    Diplomáticos israelíes y europeos explicaron a Reuters en condición de anonimato, que Egipto había puesto trabas a la propuesta de desplegar tropas extranjeras a lo largo de nueve kilómetros de tierra egipcia fronteriza con la Franja.

    El Movimiento para la Resistencia Islámica (Hamás) tampoco apoyó esta idea, ya que pretendía que El Cairo tomara una postura imparcial en la mediación del alto el fuego, petición que ha sido repetida desde que comenzaron los ataques en la zona el pasado 27 de diciembre y que ya se han cobrado la vida de 801 palestinos y 8 israelíes.

    Asimismo, los diplomáticos israelíes manifestaron que sus homólogos egipcios sabían que Hamás no aceptaría esta decisión, ya que el movimiento islámico rechazó previamente la presencia de tropas internacionales en la zona. Aun así, una delegación de tres líderes de Hamás viajaron ayer a El Cairo donde hoy tendrán lugar las negociaciones.

    En vez de tropas extranjeras, El Cairo informó a Israel y a la Unión Europea de que aceptaría asistencia internacional para atender a sus propias fuerzas que combaten contra el contrabando de armamento de los túneles fronterizos. Israel pide como requisito básico para respaldar el alto el fuego que se acabe con el contrabando.

    "Las conversaciones sobre la tregua están estancadas ahora mismo", explicó un importante diplomático europeo. "Hay un sentimiento generalizado de que el plan francoegipcio no va a funcionar", agregó. pero una vez más Jerusalén destacó que no cesará la violencia hasta que no se desplace a la zona un contigente de ayuda internacional que les ayude a combatir los ataques con cohetes lanzados por milicianos de Hamás contra su territorio.