3 de abril de 2020
19 de septiembre de 2008

OTAN.- De Hoop admite su "preocupación" por el gasto militar y pide que la crisis no se traduzca en un recorte

Asegura que la Alianza "siempre está preparada para toda eventualidad", aunque reconoce que "puede y debe mejorar"

LONDRES, 19 Sep. (EUROPA PRESS) -

El secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, reconoció hoy su "permanente preocupación" por el gasto que los países dedican a Defensa y confió en que la actual crisis que asola la economía internacional no se traduzca en un recorte exclusivo en este apartado que convierta el presupuesto militar en la "excepción" a la baja.

En una rueda de prensa tras la reunión informal de dos días que los miembros de la Alianza celebraron en Londres para analizar el contexto vigente y evaluar las perspectivas de futuro, De Hoop admitió que en la cena de trabajo celebrada ayer con los 26 ministros estudiaron la actual coyuntura financiera --"por supuesto", enfatizó--, ante la "muy importante" necesidad de que los países incrementen las partidas.

Así, pese a asumir la necesidad de mejorar la eficiencia en un ambiente de desaceleración generalizada, el responsabe de la OTAN pidió a los socios "que den un paso adelante" en el presupuesto dedicado a Defensa, cuando ya son "pocos" los que llegan al objetivo del 2 por ciento del PIB acordado por la organización como referencia de inversión.

No obstante, reconoció que la crisis en curso implicará el recorte debido a la relación directa entre los ingresos de las arcas públicas y las prioridades de gasto y, por ello, apeló a "ser más serios" en materia de financiación militar. "El presupuesto de Defensa no debería ser la excepción", aseveró, pese a conceder que "hay que reducir y liberar recursos donde sea necesario".

Además, para el futuro apostó por promover reformas en el seno de la Alianza que den como resultado una mejora de la eficiencia económica para "lograr más del dinero invertido" y, complementariamente, "multiplicar la eficiencia sobre el terreno". "Debemos asegurar continuamente el correcto equilibrio en las actuaciones" y la relación entre el coste y el resultado, destacó.

PREPARADA PARA CUALQUIER EVENTUALIDAD

En este sentido, consideró que ante la nueva etapa que afronta, la OTAN "puede y debe hacerlo mejor", si bien aclaró que "siempre está preparada para toda eventualidad", una cuestión evaluada en la reunión de ayer, a la que seguirá la que tendrá lugar en Budapest los próximos 9 y 10 de octubre. "Discutimos sobre esto, pero no veo ninguna nueva eventualidad", aseveró.

Sin embargo, tras un encuentro que acabó sin conclusiones debido al carácter informal de la cita, De Hoop insistió en la necesidad de garantizar una organización "más eficiente" mediante la permanencia de la presencia militar que actualmente tiene desplegada y el aumento en aquellas zonas que lo requieran, como Afganistán o Somalia, a partir de un ejercicio "en beneficio" de la propia Alianza.

Para ello, abogó por una "transformación" que permita ganar "movilidad y flexibilidad para beneficiar a la defensa colectiva y de los territorios" que componen la OTAN y se comprometió a "continuar las reformas" de una red de la que, con todo, destacó la "vasta capacidad de responder" con la que ya cuenta. "La defensa colectiva es lo hecho en los últimos 60 años, no hay nada nuevo ni lo habrá", aseveró.

En consecuencia, apuntó que los pasos a dar "continuarán" por esta senda, "intensificando" las acciones, pero "continuando con lo hecho". "Nadie se puede sorprender de que sigamos a eso, la sorpresa sería lo contrario", añadió De Hoop, quien destacó la "visión clara y compartida" de los miembros en "asuntos clave" para la transformación de la Alianza en una estructura "más eficaz".

CRISIS DE GEORGIA

En este sentido, rechazó que crisis como la de Georgia, analizada por primera vez por los socios tras el estallido del conflicto entre el Kremlin y la antigua república soviética por las regiones separatistas de Osetia del Sur y Abjasia, hayan puesto en cuestión el papel de la organización, que proclamó "viva" y con "ingentes retos y grandes operaciones" tanto en desarrollo como en potencia. "No hay duda", aseveró.

Además, aprovechó para aclarar que la integración de Tblisi a la OTAN está ya "en camino" tras la inauguración de la comisión encargada de supervisar el proceso, así como para poner el valor el "diálogo intensivo" con el Gobierno de Mijail Sakashvili, con el que existe un "alto compromiso político". "Es lo que tenemos y es lo que hacemos", apostilló.

Así, reivindicó el "trabajo muy solidario y en pleno desarrollo" con el país, para el que todavía no existe un informe sobre las medidas para paliar la crisis que supuso el conflicto con Rusia y cuya "solución política", según incidió, "deberá ser encontrada" por las partes.