3 de junio de 2020
2 de abril de 2020

La OTAN sitúa a su jefe de operaciones al frente de la coordinación contra el coronavirus

La OTAN sitúa a su jefe de operaciones al frente de la coordinación contra el coronavirus
El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg - SVEN HOPPE/DPA - ARCHIVO

BRUSELAS, 2 Abr. (EUROPA PRESS) -

Los ministros de Exteriores de la OTAN han decidido en el seno del Consejo Atlántico situar a su jefe de operaciones al frente de la coordinación de la Alianza para dar respuesta a la crisis del coronavirus. Ante sí tendrá el objetivo de "aumentar y acelerar" los esfuerzos de los aliados contra la pandemia.

La Alianza, que ha avisado que el combate de la pandemia se extenderá en el tiempo, ha acordado que su comandante supremo, el general estadounidense Tod Wolters, se encargue de coordinar los esfuerzos militares de los miembros de la OTAN en el seno de las iniciativas que ofrece la organización militar. También identificará posibilidades de cooperación, de tal forma que los recursos de las fuerzas de un aliado puedan usarse para asistir a las necesidades de otros miembros.

Con esto se busca que las peticiones de ayuda de un aliado al resto de la OTAN, como la que han solicitado España o Italia, se pueda gestionar de manera más sencilla y se atiendan con más agilidad.

Así lo ha anunciado el secretario general aliado, Jens Stoltenberg, en la rueda de prensa tras el acuerdo alcanzado por los responsables de Exteriores. De esta manera, la organización cumple su promesa de movilizar sus mecanismos y estructuras para ayudar a los países miembro. "Estamos movilizando la OTAN para apoyar los esfuerzos civiles contra el virus", ha señalado, poniendo en valor la experiencia de los uniformados frente a estos escenarios.

"Tenemos experiencia gestionando crisis, tenemos experiencia previa", ha indicado el líder aliado, para después informar de que convocará una reunión a mediados de abril de los ministros de Defensa de la Alianza para que discutan la coordinación en el seno de la OTAN y los siguientes pasos a dar. El encuentro servirá también para que los aliados compartan sus análisis sobre las implicaciones a largo plazo que tendrá la pandemia.

Con todo, el político noruego ha defendido el papel que viene desempeñando la OTAN desde el inicio de la emergencia sanitaria. "Los aliados y la OTAN tienen mucho que hacer juntos. El desafío ahora es cómo continuar y cómo hacer más", ha resumido, poniendo como ejemplo el cargamento de material sanitario que dispuso Turquía para aliados más afectados por el coronavirus como España e Italia.

DECLARACIÓN CONJUNTA

En el Consejo Atlántico, el primero en el que participa Macedonia del Norte que ha accedido esta semana oficialmente a la organización, los 30 miembros de la OTAN han acordado una declaración conjunta en la que han expresado su apoyo a las víctimas del coronavirus y han reivindicado el trabajo del personal médico y de los militares que lidian a diario con la pandemia.

Los aliados han destacado el apoyo que brinda la OTAN coordinando ayuda entre sus miembros para enviar equipos médicos, material sanitario y personal especializado. Todo ello, defienden, ofreciendo información transparente sobre la gestión de la crisis, lo que permitirá superar el coronavirus y combatir la desinformación.

Además, han remarcado que la capacidad de la organización militar para cumplir con sus tareas principales como la defensa colectiva y la cooperación en seguridad "sigue activa" y "lista para actuar". "Nuestra actividad para conducir operaciones y garantizar la defensa y la disuasión permanece intacta", recoge la declaración conjunta.

Muestra de ello, ha señalado Stoltenberg, es que la Alianza ha acordado un nuevo paquete para el mar Negro, en apoyo a dos socios como Georgia y Ucrania. Este programa incluirá ejercicios, adiestramiento militar y actividades aéreas. "Es otro paso más para una asociación muy fuerte entre la OTAN y Ucrania", ha valorado.

El secretario general aliado ha aprovechado para criticar las violaciones al alto el fuego en el este de Ucrania y ha censurado que la crisis del coronavirus es usada por Rusia para perjudicar el trabajo de los equipos de la OSCE que realizan una labor de observación internacional. "Pedimos a Rusia que pare las hostilidades en Ucrania", ha subrayado.

Para leer más