25 de febrero de 2020
23 de enero de 2020

El Parlamento de Polonia aprueba la controvertida ley que aumenta la responsabilidad disciplinaria de los jueces

MADRID, 23 Ene. (EUROPA PRESS) -

La Cámara Baja del Parlamento de Polonia, conocida como Sejm, ha aprobado este jueves el controvertido proyecto de ley impulsado por el partido gobernante Ley y Justicia (PiS), que aumentaría la responsabilidad disciplinaria de los jueces de un modo similar a la ley marcial vigente durante el régimen comunista.

La medida, que fue rechazada el viernes por el Senado, pasa ahora a manos del presidente, Andrzej Duda, para su ratificación. El dirigente ha indicado en varias ocasiones que está dispuesto a darle el visto bueno a la ley.

La oposición, por su parte, ha criticado la nueva normativa y ha insistido en que "acaba con los derechos de los jueces". "Están acabando con los derechos de los ciudadanos", han aseverado los diputados, según ha informado el diario local 'Rzeczpospolita'.

Las enmiendas presentadas por el PiS, que buscan cambiar la estructura de los tribunales y la forma de actuar del Tribunal Supremo, han sido calificadas por la oposición como actos "represivos", lo que ha llevado a que la legislación sea conocida por sus detractores como la 'ley bozal'.

En diciembre, cuando el proyecto de ley estaba siendo tramitado por la Cámara Baja, la Comisión Europea sugirió que los diputados dejaran de lado la ley por considerar que "viola el Estado de Derecho y es contraria a los valores de la Unión Europea".

El PiS busca así introducir sanciones disciplinarias para los jueces, incluido el despido, por cuestionar la legalidad de los nombramientos judiciales, algo recurrente por la gran contestación que ha tenido la reforma judicial del Gobierno polaco.

La polémica se ha acrecentado tras el fallo del Supremo en el que establece que el órgano que recomienda a la Presidencia los candidatos a ocupar puestos de jueces y magistrados ha dejado de ser independiente con la reforma judicial, lo que ha arrojado dudas sobre la legitimidad de los últimos 300 nombramientos.

Para leer más