29 de noviembre de 2020
24 de febrero de 2007

Prodi cuenta con el respaldo de 162 senadores, frente a 157 de la oposición, según la prensa

ROMA, 24 Feb. (EUROPA PRESS) -

El primer ministro italiano, Romano Prodi, cuenta con el respaldo de 162 senadores, incluidos cuatro honorarios, frente a los 157 con que cuenta la oposición, según las estimaciones de la prensa local. Además, otros dos senadores vitalicios no han definido su posición.

El presidente italiano, Giorgio Napolitano, pidió hoy a Prodi que permanezca en el cargo de primer ministro y busque un nuevo voto de confianza en el Parlamento, después de que presentara su renuncia este miércoles, después de encontrarse con la falta de apoyo del Senado para su política exterior. Prodi necesitará el apoyo de 158 senadores para continuar al frente del Ejecutivo.

"Buscaré un voto de confianza lo más pronto posible, con ímpetu renovado y una coalición unida", aseguró Prodi tras reunirse esta mañana con Napolitano. Sin embargo, la mayoría de Prodi en el Senado es débil y no está claro que sus aliados, desde católicos de centro a comunistas, le apoyen sin más.

Ahora, los líderes de centro-izquierda buscan los votos entre los moderados y católicos para expandir su margen y evitar lo que sería una debacle en el Senado. "Es un mercado de senadores", señaló Fabrizio Cicchitto, del partido de oposición Forza Italia. "Hemos alcanzado un punto de increíble degradación", consideró.

Por su parte, Silvio Berlusconi, en la oposición al frente del partido Casa de las Libertades, denunció lo que dijo era un mercado en el que los nombres de algunos senadores en su coalición de centro-derecha estaban siendo mencionados como mercancías.

Según la prensa, el centro-izquierda parece haberse ganado el voto de confianza de al menos un centrista: Marco Follini, antiguo viceprimer ministro que abandonó la coalición conservadora encabezada por Berlusconi. Follini dijo al diario milanés 'Corriere della Sera' que "probablemente" apoyaría a Prodi, afirmando que quería liberar al Gobierno de la influencia de extremos radicales.

Los medios italianos consideran que el voto de confianza del Senado no tendrá lugar antes del miércoles, cuando se preveía el regreso de una conferencia en Dubai de la ganadora del premio Nobel Rita Levi Montalcini, que ocupa un escaño como senadora honoraria, y que se espera que respalde al Gobierno.

Tras la renuncia de esta semana, todos los aliados políticos aseguraron a Napolitano que estaban listos para respaldar a Prodi como primer ministro. Además, Firmaron un nuevo y detallado programa de Gobierno que Prodi afirmó "no sería negociable". La plataforma de 12 puntos requiere respetar los compromisos internacionales de Italia en Afganistán y en otros países, y da al primer ministro la última palabra en torno a cualquier desacuerdo en la coalición.

"Debemos defender este Gobierno, defender la estabilidad política de este país y defender la credibilidad de la izquierda italiana", sostuvo el ministro italiano de Asuntos Exteriores, Massimo D'Alema.