17 de noviembre de 2019
16 de agosto de 2019

Reabre el aeropuerto de la ciudad libia de Sabha, cerrado desde enero de 2014 a causa del conflicto

MADRID, 16 Ago. (EUROPA PRESS) -

Las autoridades del este de Libia han reabierto este viernes el aeropuerto de la ciudad de Sabha, la principal ciudad en el sur del país, tras su cierre en enero de 2014 a causa de problemas de seguridad.

La Autoridad Aeroportuaria de Libia ha señalado a través de su cuenta en la red social Facebook que la decisión ha sido adoptada tras una visita de una delegación del gobierno asentado en el este del país a las instalaciones.

"Hoy ha sido reabierto con el primer vuelo de ida y vuelta de Libyan Airlines al Aeropuerto Internacional de Benina", ha manifestado, en referencia al aeródromo de la ciudad de Benghazi.

Residentes citados por la agencia de noticias Reuters han confirmado que durante la jornada ha aterrizado en el lugar un vuelo que despegó de Benghazi (este). La ciudad está en manos de las fuerzas del mariscal de campo Jalifa Haftar desde enero de 2019.

Naciones Unidas logró la semana pasada una tregua aceptada tanto por Haftar, que apoya el Gobierno instalado en el este del país, como por el Gobierno de Trípoli, pero los combates han continuado en medio del caos en el que se encuentra inmerso el país desde la caída de Muamar Gadafi en 2011.

Según el último informe publicado por la Oficina de Coordinación de Asuntos Humanitarios de la ONU (OCHA), desde principios de agosto se han intensificado los enfrentamientos en Murzuq, situada cerca de Sabha, "tras varios bombardeos de precisión en la zona el 4 de agosto".

La situación ha seguido deteriorándose, en particular desde el 11 de agosto, y "los enfrentamientos han continuado pese a la tregua declarada", ha denunciado el organismo, precisando que hasta el jueves se estima que han muerto 90 civiles y más de 200 han resultado heridos.

Por su parte, el enviado de la ONU para Libia, Ghasán Salamé, ha denunciado en un comunicado que desde que comenzó la ofensiva de Haftar se han producido más de 37 ataques contra trabajadores e instalaciones sanitarias, incluidos hospitales y ambulancias. Como resultado de ellos, ha precisado once personas han muerto y 33 más han resultado heridas.

Para leer más