18 de septiembre de 2020
15 de agosto de 2020

Reino Unido confirma la suspensión de sus entrenamientos militares a la Policía de Hong Kong

Reino Unido confirma la suspensión de sus entrenamientos militares a la Policía de Hong Kong
Despliegue policial en Hong Kong - 2020 GETTY IMAGES / BILLY H.C. KWOK

MADRID, 15 Ago. (EUROPA PRESS) -

El Gobierno británico ha confirmado que ha prohibido al personal militar del Reino Unido que entrene a la fuerza policial de Hong Kong en medio de un empeoramiento en las relaciones con China por la imposición desde Pekín de una ley de seguridad que coarta a la disidencia y ciertas libertades del territorio, garantizadas desde hace más de 20 años dentro de la devolución británica de su antigua colonia.

Tanto el Ejército como la RAF ejecutaban programas de instrucción para la fuerza policial de Hong Kong, así cono para su servicio de vuelos oficiales y el Cuerpo de Cadetes Marinos. Todas estas prácticas se encuentran ahora suspendidas, según ha confirmado el Ministerio de Defensa al 'Observer'.

Reino Unido ha explicado oficialmente que la decisión ha sido tomada debido a las restricciones de la pandemia de coronavirus, pero un portavoz del Gobierno ha confirmado que esta relación "será revisada" cuando termine la actual crisis sanitaria.

"El Gobierno del Reino Unido ha dejado claro que la promulgación e imposición por parte de China de la legislación de seguridad nacional para Hong Kong constituye una violación de la Declaración Conjunta Sino-Británica, que amenaza directamente los derechos y libertades de aquellos en Hong Kong", ha indicado un portavoz del Ministerio de Defensa.

"Debido a las restricciones del coronavirus, se ha detenido todo el entrenamiento con personal de Hong Kong. Se volverá a evaluar cuando se levanten las restricciones", según el portavoz.

Esta información se da a conocer al término de una semana en la que el Gobierno de Hong Kong anunció la suspensión de los acuerdos de extradición suscritos con Alemania y Francia en represalia por la supuesta intromisión de ambos países en "asuntos internos", en particular por las medidas adoptadas a raíz de la nueva ley de seguridad nacional.

Alemania ya anunció a finales de junio la suspensión del tratado bilateral de extradición con Hong Kong, mientras que Francia ha optado por no seguir con el proceso de ratificación de dicho acuerdo. La antigua colonia británica ha respondido este miércoles en la misma línea.

El Ejecutivo hongkonés ha lamentado en un comunicado que los países actuasen de forma "unilateral", aludiendo "entre excusas" a la ley de seguridad. Estas medidas, ha añadido, suponen "una interferencia en los asuntos internos de China y una violación de las leyes y normas básicas que rigen las relaciones internacionales".

El Gobierno de Carrie Lam ha acusado a Berlín y París de "politizar" la cooperación jurídica, que en el caso de Alemania se tradujo en un tratado suscrito en 2006 y que entró en vigor en 2009. El acuerdo con Francia estaba pendiente de ratificación desde 2017.

Para leer más