22 de septiembre de 2019
  • Sábado, 21 de Septiembre
  • 25 de noviembre de 2018

    Rusia denuncia una incursión de tres buques de guerra ucranianos cerca de Crimea

    Ucrania responde denunciando un acto ruso de provocación y asegura que sus barcos nunca incumplieron la ley

    MOSCÚ, 25 Nov. (EUROPA PRESS) -

    Las autoridades rusas han denunciado este domingo una incursión de tres buques de guerra ucranianos cerca de la península de Crimea, disputada por ambos países.

    "Hacia las 07.00 hora Moscú (las 05.00 hora española), tres buques de la Marina de Guerra de Ucrania realizaron una incursión ilegal en el mar territorial de Rusia, cerrado provisionalmente, lo que constituye una violación de los artículos 19 y 21 de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar que reservan a los Estados ribereños el derecho a garantizar la seguridad (de la navegación)", según la Dirección de Fronteras del Servicio Federal de Seguridad (FSB) en Crimea.

    El comunicado añade que los buques ucranianos avanzan hacia el estrecho de Kerch, donde se requieren los permisos para la navegación y la parada, de conformidad con un cronograma de movimientos y disposición de embarcaciones aprobado por la administración del puerto correspondiente de Rusia.

    UCRANIA DECLARA "UN ACTO DE PROVOCACIÓN"

    Por su parte, la Marina ucraniana acusó de "provocación" a los guardacostas rusos. Dos lanchas artilladas y un remolcador, que habían zarpado de Odesa, en la costa del mar Negro, con destino a Mariupol, en el mar de Azov, sufrieron "una flagrante agresión" por parte de lanchas de la guardia costera rusa.

    Uno de los barcos rusos, Don, supuestamente embistió al remolcador, lo que le causó varios daños, en particular en el motor principal y el revestimiento, afirmó el ente en su página de Facebook, en un comunicado recogido por la agencia oficial de noticias rusa, RIA Novosti.

    Ucrania, según esta nota, había avisado del paso de sus buques a Rusia en consonancia con las normas internacionales.

    La libre navegación en el mar de Azov -- mar interior entre Rusia y Ucrania, según un acuerdo bilateral-- se complicó después de que guardacostas ucranianos detuvieran en marzo pasado y escoltaran hasta Berdiansk el pesquero ruso Nord con 10 tripulantes a bordo, por su visita a Crimea que para Kiev es "territorio ocupado".

    Para Kiev, se trata de inspecciones injustificadas que entorpecen el tránsito de los barcos hacia los puertos de Ucrania y se traducen en demoras con un coste adicional para las navieras.

    Para leer más