18 de octubre de 2019
16 de septiembre de 2019

Rusia pide evitar "conclusiones precipitadas" tras los ataques contra instalaciones petroleras en Arabia Saudí

Rusia pide evitar "conclusiones precipitadas" tras los ataques contra instalaciones petroleras en Arabia Saudí
Dimitri Peskov, portavoz del KremlinREUTERS / GRIGORY DUKOR - ARCHIVO

MADRID, 16 Sep. (EUROPA PRESS) -

El Kremlin ha reclamado este lunes que no haya "medidas o conclusiones precipitadas" a raíz de los ataques ejecutados durante el fin de semana contra instalaciones petroleras de Arabia Saudí, reclamados por los rebeldes huthis.

"Consideramos negativo el aumento de la tensión en la región y llamamos a todos los países regionales y no regionales a evitar cualesquiera medidas o conclusiones precipitadas que puedan agravar la desestabilización", ha dicho el portavoz de la Presidencia rusa, Dimitri Peskov.

En este sentido, ha apostado por "seguir la línea que ayude a reducir las tensiones", al tiempo que ha advertido de las consecuencias para los mercados energéticos de estos ataques contra refinerías saudíes, según ha recogido la agencia rusa de noticias Sputnik.

Por su parte, el Ministerio de Exteriores ruso ha condenado los ataques y "cualquier acción capaz de romper el equilibrio de demanda y oferta de hidrocarburos y provocar una nueva ola de inestabilidad en el mercado global de hidrocarburos que entrañe las consecuencias negativas para la economía global".

Asimismo, ha resaltado que Moscú considera "inaceptables" las opciones que incluyan una respuesta militar a estos ataques, una posibilidad que estaría siendo sopesada por parte de Washington.

Los huthis han reivindicado un doble ataque que ha provocado graves restricciones en la producción petrolera de Arabia Saudí, reducida a la mitad. Sin embargo, a ojos de Estados Unidos el responsable es Irán, que ya ha negado cualquier vinculación con estos incidentes.

Aramco ha alertado de que los ataques reducirían la producción en 5,7 millones de barriles por día, en momentos en que la empresa se prepara para cotizar en bolsa. Arabia Saudí, el mayor exportador de petróleo del mundo, envía más de siete millones de barriles de crudo al día.

Para leer más