7 de diciembre de 2019
  • Viernes, 6 de Diciembre
  • 20 de octubre de 2019

    Taiwán se niega a aceptar al sospechoso del asesinato que desencadenó las protestas en Hong Kong

    Taiwán se niega a aceptar al sospechoso del asesinato que desencadenó las protestas en Hong Kong
    Protestas en Hong Kong - JÖRN PETRING/DPA

    MADRID, 20 Oct. (EUROPA PRESS) -

    El Gobierno de Taiwán ha anunciado que negará la entrada en la isla al sospechoso de asesinato cuyo caso detonó las actuales protestas en Hong Kong mientras las autoridades del territorio no compartan toda la información disponible sobre el suceso y se presten a juzgar al sospechoso en su propia jurisdicción.

    El individuo, Chan Tong Kai, saldrá el próximo miércoles de la cárcel de Hong Kong donde lleva 18 meses entre rejas por uso indebido de dinero y ha declarado su intención de entregarse a las autoridades taiwanesas nada más salir. Fue en Taiwán donde, en febrero de 2018, asesinó a su novia, embarazada de otro hombre. A continuación, Chan regresó a Hong Kong, donde sacó dinero con la tarjeta de la fallecida.

    El problema reside en que Chan ha sido condenado en Hong Kong por el robo del dinero, no por el asesinato, que cometió en Taipei y no hay acuerdo de extradición entre Taiwán y Hong Kong, ni China reconoce al gobierno de Taipei, ya que ignora la independencia de Taiwán y considera que la isla es parte de su territorio.

    Casi un año después del asesinato de la joven, la jefa del territorio hongkongés, Carrie Lam, propuso la ley que disparó las protestas: un acuerdo para permitir extradiciones a jurisdicciones con las que Hong Kong no tiene acuerdos.

    La oposición hongkonesa consideró que esta normativa podría suponer la extradición inmediata de otros casos a la China continental, una violación de la relativa autonomía jurídica del territorio, en virtud de las condiciones pactadas con Reino Unido, que devolvió el territorio a Pekín en 1997.

    El alcance político y social de las protestas llevaron a Taiwán a retirar la solicitud de extradición. "Si no se eliminan las amenazas a la seguridad personal de los ciudadanos que van o viven en Hong Kong, causadas por la extradición a China continental, no aceptaremos la transferencia basada en casos individuales que proponen la autoridades de Hong Kong", aseguró en su momento el viceministro de Asuntos Continentales, Chui Cheng Chiu.

    Aunque Chan ha manifestado su intención de entregarse por su propia voluntad a Taiwán, sus autoridades se han negado a aceptar la entrada de Chan en su territorio hasta que Hong Kong cumpla con un "procedimiento de cooperación judicial mutua" y comparta con las autoridades de Taiwán toda la información relativa al caso, según un comunicado del Consejo de Asuntos Continentales de Taiwán, recogido por el 'South China Morning Post'.

    "Nuestro Ministerio de Justicia ha pedido tres veces al Gobierno de Hong Kong que no se desentiendan de su jurisdicción", según el comunicado taiwanés. "Si nos hacen una petición formal, las autoridades de Taiwán aportaremos toda la información relevante de la que disponemos para que Chan sea juzgado por cargos de asesinato en Hong Kong", añade el Consejo.

    En respuesta, las autoridades de Hong Kong han emitido un comunicado en el que aseguran que la situación actual de Chan no obedece a motivos políticos y que ha sido el sospechoso quien ha tomado la decisión de entregarse a Taiwán por su propia voluntad. "Las acusaciones de que Chan fue manipulado para rendirse o que tomó esta decisión por motivos políticos carecen de fundamento alguno", según un comunicado del Gobierno del territorio.

    Para leer más