10 de abril de 2020
23 de julio de 2008

La tormenta Dolly se debilita a categoría uno después tocar tierra en la costa de Texas, dejando un muerto

MEXICO DF, 23 Jul. (Reuters/EP) -

La tormenta Dolly se ha debilitado a categoría uno después de atravesar el Golfo de México y tocar tierra en la costa de Texas, en la frontera entre Estados Unidos y México, dejando a su paso un pescador muerto y obligando a miles de personas a refugiarse en albergues en el estado estadounidense de Texas y en el norte de México.

El ojo del huracán, la parte que arrastra las lluvias y los vientos más intensos, golpeó primero el centro turístico Isla del Padre, en Texas, arrancando techos y derribando palmeras con sus vientos sostenidos de 160 kilómetros por hora y avanzaba hacia tierra.

Dolly tocó tierra como huracán categoría 2, pero poco después se degradó a huracán categoría 1 en la escala de cinco niveles de intensidad de huracanes de Saffir-Simpson, de acuerdo con el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos (CNH).

El centro de huracanes emitió una alarma en la costa sur de Texas, hasta Corpus Christi. El Gobernador de Texas, Rick Perry, ha puesto en alerta a 1.200 efectivos de la Guardia Nacional y ha emitido una declaración de desastres en 14 condados. Las autoridades estatales indicaron que no ordenarán evacuaciones forzadas a no ser que Dolly alcance la categoría 3.

Se esperaba que Dolly, el segundo huracán de la temporada ciclónica del Atlántico, deje lluvias torrenciales e inundaciones tanto en Texas como en los estados mexicanos fronterizos de Tamaulipas y Nuevo León.

Si bien no se registraron fallecidos en la región donde golpeó el huracán, en Puerto Progreso, en la península mexicana de Yucatán, las autoridades hallaron el cuerpo de un pescador que había desaparecido tras el paso de Dolly como tormenta tropical el fin de semana.

Otros tres pescadores siguen desaparecidos y la barcaza donde viajaban fue hallada semihundida el martes.