8 de diciembre de 2019
15 de noviembre de 2019

Venecia, "daños enormes" pero en la Basílica de San Marcos "no son irreparables"

El administrador del monumento alerta de que algunos mosaicos y mármoles podrían desmoronarse

Venecia, "daños enormes" pero en la Basílica de San Marcos "no son irreparables"
La cripta de la Basílica de San Marcos inundada por la marea alta en Venecia - REUTERS / MANUEL SILVESTRI

ROMA, 15 Nov. (EUROPA PRESS) -

Los daños ocasionados por la segunda mayor marea alta registrada en la historia de Venecia son "enormes", ha reconocido este viernes el ministro de Cultura, Dario Franceschini, tras visitar la histórica ciudad anegada, aclarando que en el caso de la Basílica de San Marcos "no son irreparables".

El ministro ha subrayado, tras comprobar en primera persona los "daños enormes al patrimonio cultural" ocasionados por la inundación de la ciudad, que hay un "desastre real".

En el caso de la Basílica de San Marcos, uno de los principales monumentos y símbolo del arte bizantino, se está llevando a cabo una evaluación de los daños "pero por suerte no son irreparables", ha indicado el ministro, según informa la agencia de noticias Adnkronos.

El administrador de la basílica, Pierpaolo Campostrini, ha explicado que la nueva 'acqua alta' de este viernes sumada a la registrada ya el martes ha provocado nuevos daños, alertando de los efectos que el agua salada puede tener en el monumento.

"El suelo está ahora calado de agua salobre y por tanto hay un riesgo de disgregación de los mosaicos del pavimento y también de algunos de los mármoles", ha señalado. "Esto es particularmente grave si estos materiales están en la base de las columnas", ha advertido Campostrini en declaraciones a Adnkornos.

Franceschini ha explicado que la cripta "ha sido invadida por las aguas y se están gestionando los daños". Además de San Marcos, "más de 50 iglesias han sufrido daños y han resultado inundadas", ha precisado el ministro de Bienes Culturales.

El titular de Cultura ha reconocido que hará falta "un compromiso enorme del Estado y de toda la comunidad italiana para apoyar a Italia, no solo porque es un símbolo sino porque ha resultado dañada la vida de miles de personas y de empresas".

Así, ha asegurado que el Gobierno ya ha adoptado las primeras medidas de emergencia y mantendrá su compromiso "de forma estructural en el tiempo". "Aquí hay un problema enorme que va desde completar el Mose", el proyecto previsto para evitar las inundaciones de la ciudad, a "las intervenciones para resarcir las actividades comerciales y privadas que han resultado dañadas", ha añadido.

El Gobierno que lidera el primer ministro, Guiseppe Conte, ha aprobado la declaración del estado de emergencia en Venecia, con una aportación de 20 millones de euros en fondos para ayudar a los damnificados por las inundaciones derivadas de las mareas altas de esta semana.

"Quiero que la comunidad italiana e internacional se den cuenta en profundidad" de la situación, ha subrayado Franceschini, que ha explicado que los 20 millones de euros desbloqueados por el Gobierno se usarán "para las primeras urgencias".

En este sentido, ha indicado que el Gobierno ha propuesto una enmienda para ampliar "el Art Bonus, el incentivo fiscal para quien dona para la recuperación del patrimonio cultural, incluido todo el patrimonio eclesiástico en Venecia".

LA PLAZA DE SAN MARCOS, CERRADA

Un nuevo pico de la marea alta este viernes en la Laguna de Venecia ha llevado a las autoridades a decretar el cierre temporal de la plaza de San Marcos y a prohibir la navegación de los 'Vaporetti', los tradicionales barcos de pasaje.

La marea alta ha alcanzado este viernes el nivel de 154 centímetros, volviendo a dejar sumergidas varias partes de la ciudad italiana, antes de comenzar a descender. Esta subida del nivel del agua ha llevado a las autoridades a prohibir la navegación de los barcos de pasaje tipo 'Vaporetto' a la espera de la bajada de la marea.

Además, se ha decretado el cierre temporal de la plaza de San Marcos para los ciudadanos y los turistas, después de que comenzaran a sonar las primeras sirenas de alerta a las 6.39 horas de este viernes por la subida de la marea.

La previsión ha ido empeorando desde el jueves, cuando el pronóstico señalaba que la 'acqua alta' se situaría en los 145 centímetros, aunque las autoridades ya habían decidido cerrar para este viernes las escuelas y colegios.

"Hoy también estamos en primera línea para afrontar mareas excepcionales. Son tantos los ciudadanos, titulares de actividades y dependientes que me llaman para contarme sus dificultades. Con orgullo y humildad, trabajamos para hacer que la ciudad se recupere. Somos resistentes", ha afirmado el alcalde de Venecia, Luigi Brugnaro, en un mensaje en su cuenta oficial de Twitter.

El ministro de Relaciones con el Parlamento, Federico D'Inca, ha informado en Twitter de que el alcalde de Venecia ha sido nombrado comisario para la emergencia en esta ciudad italiana y ha subrayado el apoyo del Ejecutivo. "La situación es compleja pero el estado, es decir el Gobierno, está listo para hacer todo lo que sea necesario para proteger esta preciosa y frágil ciudad", ha dicho el ministro.

La marea alta registrada en la noche del martes ha sido la segunda más elevada de la historia de Venecia, con 187 centímetros, y ha provocado importantes inundaciones en la ciudad a pesar de la existencia del macroproyecto de barrera protectora MOSE, diseñado precisamente para evitar inundaciones.

Contador

Para leer más


Lo más leído en Internacional