25 de enero de 2020
  • Viernes, 24 de Enero
  • 11 de febrero de 2010

    Alrededor de 50.000 familias de la capital grancanaria se beneficiarán de la rebaja por la subida de impuestos

    LAS PALMAS DE GRAN CANARIA, 11 Feb. (EUROPA PRESS) -

    Alrededor de 50.000 familias con dificultades económicas que residen en la ciudad Las Palmas de Gran Canaria se podrán beneficiar de la rebaja propuesta por el Ayuntamiento capitalino para evitar que la subida de impuestos propuesta para este año afecte a los "que menos tienen".

    Así lo manifestó el portavoz del grupo de gobierno, Sebastián Franquis, en una rueda de prensa celebrada esta mañana en la que aseguró que el alcalde, Jerónimo Saavedra, se ha incorporado "con normalidad" a sus tareas tras ser intervenido en una operación.

    "Alrededor de 50.000 familias de la ciudad se beneficiarán de la rebaja para compensar la subida tributaria" del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI), explicó Franquis quien añadió que esta iniciativa también se aplicará para el impuesto de vehículos.

    Con esta medida, el Consistorio pretende que las subidas "no afecten a los que más dificultades económicas tienen y por tanto los que menos tienen pagarán menos y los que más tienen pagarán algo más". "Es el esfuerzo fiscal que hemos pedido para 2010 para que la mayoría de los servicios municipales se sigan prestando con absoluta normalidad", dijo.

    En este sentido, el responsable de Hacienda y Economía mantendrá hoy un encuentro con los representantes del transporte en la ciudad con el objetivo de "explicarle las medidas para pactar con este sector cómo se va a encauzar las ayudas que el Ayuntamiento va a dar en impuestos de vehículos que se va a poner al cobro este año", apuntó Franquis.

    Según el portavoz, esta decisión no forma parte de un "autobombo sino que son acciones concretas que el Ayuntamiento quiere poner en marcha de forma inmediata" y esperó que "el mes próximo esté cerrada ya la ordenanza que se llevará a trámite municipal para su posterior exposición publica".

    No obstante, indicó que el grupo de gobierno está estudiando si la rebaja se llevará a cabo de forma "lineal, siempre en aquellos que tengan una renta baja y con el criterio del valor catastral de la vivienda, o se hace de forma individual, que puede tener serias dificultades porque sería más profundo el trabajo pero en cualquier caso se está trabajando en ello".