22 de febrero de 2020
24 de mayo de 2008

El CCN y NC piden a Paulino Rivero que dé un paso atrás y modifique un gobierno "ineficaz e incapaz"

SANTA CRUZ DE TENERIFE, 24 May. (EUROPA PRESS) -

El Centro Canario Nacionalista y Nueva Canarias consideran que la actual situación económica que vive Canarias debe hacer que el presidente del Gobierno de Canarias, Paulino Rivero, dé un paso atrás y modifique las políticas de un gobierno "ineficaz e incapaz".

Ignacio González (CCN) y Román Rodríguez (NC) se reunieron hoy en Santa Cruz de Tenerife para poner sobre la mesa las medidas económicas que se han de tener en cuenta para afrontar la crisis, además, de preparar un congreso con los afiliados para finales de mes de noviembre que se celebrará en Las Palmas de Gran Canaria.

Los ex integrantes de Coalición Canaria, que se presentaron como la nueva alternativa nacionalista del Archipiélago, criticaron que "el consejero de Empleo, Jorge Rodríguez, se haya convertido en un contador de desempleados", indicó González, mientras que Rodríguez apuntó que es "histórico" que un gobierno asuma "que de aquí a final de año habrá 200.000 parados, sin poner ninguna medida de freno".

Los políticos no pidieron abiertamente la dimisión de Rivero --hablaran de "un paso atrás"-- lo que sí pidieron para el consejero de Empleo y el de Economía y Hacienda, José Manuel Soria. Denunciaron que el Gobierno de Canarias no tenía un plan de trabaja, ni partida presupuestaria, ni objetivos a corto o medio plazo para dar respuesta a la crisis, lo que a juicio de Ignacio González demuestra que "es una falacia. No existe".

Las propuestas de estos dos nacionalistas pasan, entre otros asuntos, por la de agilizar la aprobación de los planes generales de los municipios canarios que "facilitaría la construcción", a lo que Román Rodríguez matizó que "esta simplificación no sería una desregularización, sino agilizar las medidas para que pueda seguirse construyendo".

Ambos dirigentes reconocieron y apostaron por la garantía del sector del ladrillo argumentando que "es evidente que en Canarias la economía está bipolarizada entre el turismo y la construcción, por lo que se han de tomar medidas urgentes".

En este capítulo, una de esas propuestas pasa por la bonificación a los empresarios por el mantenimiento de los empleados. También otra de las medidas es la potenciación de la obra pública, criticando que "la Administración general incrementó en un 400% la licitación de obra pública en el primer trimestre, descendiendo en Canarias un 69%".

Sobre la situación de las familias que han perdido su empleo y tienen hipotecas, la propuesta valoró la posibilidad de que se pagasen los intereses por parte del Gobierno de Canarias, firmando acuerdos con los agentes bancarios. "No es posible asumir los 10.000 millones de euros de hipotecas", indicó González, "pero sí es posible asumir los 100 millones que habría de intereses".

Para ello, lo que habría que hacer es "no abrir la Radio Autonómica y moderar la gestión y el presupuesto de la Televisión Canaria" precisando para ello que el ente público dispone de 384 millones de euros que "darían para pagar esos intereses".

A juicio de los que fueran parte de Coalición Canaria nos encontramos ante "un gobierno ineficaz e incapaz" de dar respuestas a las necesidades de los canarios. Ambos criticaron las declaraciones soberanistas de CC -- "que son sólo una forma de desviar la atención sobre el fracaso de la política y las elecciones generales", dijo Rodríguez-- y que se hable de policía autonómica cuando falta dinero para "tantas otras cosas", aseveró Rodríguez.